Retrospectiva Sherwood: La batalla de los Robin Hood (Parte 1)

Publicidad

En 1991 se dio un interesante duelo de películas que contribuyó a despertar interés por la leyenda de en una nueva generación de espectadores.

Si bien la competencia no fue justa, la repercusión que tuvieron estas producciones generó que se realizaran más proyectos con el personaje en los años siguientes.

Estos filmes desarrollaron sus rodajes en 1990 de manera simultánea y lo que poca gente sabe es que compartieron el mismo staff de dobles de riesgo y artistas de efectos especiales.

Una propuesta fue inglesa y contó con un presupuesto moderado y la otra un tanque hollywoodense, apoyado por una poderosa campaña de marketing.

No obstante, el duelo en la taquilla no se dio en condiciones normales ya que la obra europea nunca se estrenó en los cines de Latinomérica y Estados Unidos, debido a que en esas regiones se editó directamente en , semanas antes que se conociera el proyecto de la .

El film de John Irvin (Hamburger Hill) , producido por John McTiernan (Duro de matar) llegó a las salas de Europa y Asia pero tuvo vetado el mercado americano y en esta parte del mundo fue completamente opacado por la versión de Robin Hood que encarnó .

Un rumor que nunca se pudo comprobar es que Warner habría operado para que la obra inglesa terminara en video así no había un desgaste del personaje y les quedaba libre el mercado estadonunidense y latino.

Si eso es cierto el negocio fue redondo ya que la propuesta norteamericana se convirtió en la segunda producción más taquillera de 1991 después de Terminator 2 y dejó en el olvido a la competencia.

Pese a todo el film de Irvin cosechó sus adeptos y yo soy uno de ellos.

No tienen una idea lo que degasté el vhs de esta película en los ´90.

Me encanta también el film del Kevin Reynolds y aunque su puesta en escena es superior (sería ridículo negarlo) mi versión favorita de Robin y Marian la encarnaron Patrick Bergin y Uma Thurman.

Bergin es a Robin Hood lo que Timothy Dalton fue a .

Es deir, un actor completamente subestimado en este rol al que nunca se le dio relevancia cuando ofreció una interpretación magnífica.

Por afano, el mejor heredero moderno del Robin de Errol Flynn y Douglas Fairbanks,

De todos los artistas que le dieron vida al justiciero inglés Bergin es el que mejor capturó ese espíritu socarrón y rebelde que tuvieron los primeros clásicos.

Un rasgo que también está presente en la película animada de de 1973.

Inclusive gana desde la apariencia.

A diferencia de Kevin Costner que siempre aparecía afeitado, este es el único Robin Hood que si te lo cruzás en el bosque de Sherwood salís corriendo para otro lado porque sabés que te va a afanar.

El director hizo un gran trabajo a la ahora de abordar esta leyenda clásica con elementos modernos que permitieran conectar mejor con el público de los años ´90.

Si bien el film homenajea a la versión de Flynn, donde también se narra un conflicto entre sajones y normados,  el contexto histórico que ambienta la trama es completamente diferente.

Irvin se aleja del romanticismo medieval para retratar una Inglaterra depresiva y oscura donde el sol recién sale al final de la historia en las últimas escenas.

Un característica probablemente inspirada por la de la de los años ´80, Robin de Sherwood con la que comparte la misma estética de fotografía.

La violencia era también más gráfica de lo que se había visto en las últimas películas de los años ´70.

Un característica interesantes de este film es que se animó a modificar varios lugares comunes que siempre fueron parte del relato clásico.

En esta película no aparecen el Sheriff de Nottingham, Guy de Guisborne ni el Rey Richard y los antagonistas son personajes originales relacionadas con la monarquía inglesa.

La gran novedad la ofreció la representación moderna de Lady Marian que es mi gran favorita dentro de esta larga franquicia.

Uma Thurman encarnó una de las pocas versiones de Marian que evadió el rol de la damisela en apuros para imponerse como una heroína a la par del protagonista.

En esta producción se  presentaba a la novia de Robin sucia, vestida como una ciruja e inclusive participaba de la accion.

Irvin apostó por una veta más feminista del personaje que se había perdido en las producciones cinematográficas e inclusive le añadió un toque Evita Perón, donde se remarcaba su rol de abanderada de los humildes de Sherwood

Si bien la encarnación de en la obra de 1938 tenía una personalidad similar, Marian siempre aparecía impecable y en el tercer acto tenía un rol más limitado.

Por otra parte, la quimica entre Bergin y Thurman era enorme y compusieron la dupla de Robin y Marian con mayor tensión sexual de toda la filmografía del personaje.

Creo que mi pelìcula perfecta de Hood hubiera sido esta versión de Irvin con la música de Michael Kamen y el presupuesto que manejó Kevin Reynolds.

De todos modos, pese a la austeridad de las secuencias de acción, en materia de entretenimiento no defraudó para nada.

En ocasiones todavía se la emite por televisión pero pueden encontrar con faciliad en el puerto de Jack.

Este era el avance original.

 

 

 

Publicidad

8 comentarios

  1. La vi las dos, pero a mi me gustó mas la de kevin sin duda. Actorazos, puesta en escena, nada q ver.
    Ademas no compro a un robin q era berugo carambula con un bigote q no era estilo de una inglaterra medieval. Bueh, costner afeitado con mach 3 mucho q no tampoco.
    No fue mala esta pero la otra es muy superior

  2. De hecho el bigote con barbita era un homenaje a la versión de Douglas
    Fairbanks y se usaba en esa época.
    Un caso distinto es el peinado con jopo que usaba Costner que era rarísimo.

  3. Cuando salieron las dos películas (que las recontra vi) me empecé a interesar por el personaje y me compré el libro de la colección que lleva su título, la gloriosa Colección Robin Hood de tapa amarilla! Y si, la versión que más se asemejaba en mi imaginario era la de esta propuesta, un Robin igualito a Flecha Verde (Debo admitir que para esa época me confundía a los dos). Bueno, se puede decir que Robin me abrió la puerta a toda la colección, donde después descubrí al Príncipe valiente (Personaje al que banco a full) e incluso me llegué a comprar un tomo que era de obras de teatro pero porque venía un capítulo de Robin, donde se daba un enfrentamiento con Guy de Guisborne.

    Y si bien cuando la vi esta versión por ahí no lo noté tanto, con el revisionado disfruté más la actuación de Uma, literalmente cuando estaban juntos se mataban con la mirada! Eso sí, con el tiempo terminé odiando al actor por Durmiendo con el Enemigo, tan buen actor que me lo hizo creer, jajaja!

  4. Si! Todas eran bajones en esa colección si te ponés a pensar, me acuerdo cómo me quedé leyendo la del Príncipe Valiente cuando él peleaba contra Arn por el amor de Ilene y al final la terminan matando los vikingos. Tengo la escena de los dos construyendo la tumba de Ilene en el mar grabada en la memoria, que gran dibujante Harold Foster!

  5. Las vi a ambas, me gustan ambas pero a la de Kevin la llevo en el ♥ porque es la primera peli que fui a ver al cine, EVER, con mi profe de inglés. Pintó la nostalgia.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.