Swing Shift (1984)

Una de las películas de más olvidadas de su filmografía que en 1984 generó un gran debate en la industria del cine por el escándalo que se generó durante la post producción.

Swing Shift fue un drama bélico producido y protagonizado por Goldie Hawn, quien en ese momento era una de las estrellas de cine más importantes de Hollywood.

Desde mediados de los años ´70 venía trabajando en producciones muy populares como Shampoo (1975) y Juego sucio (1978) y a comienzos de los ´80 se encontraba en el momento más popular de su carrera.

Goldie y Kurt se conocieron en 1968 en la comedia musical de Disney, The One and Only, Genuine, Original Family Band, cuando él tenía 17 y ella 23.

Durante la filmación de Swing Shift se reencontraron e iniciaron una relación que sigue vigente en la actualidad, aunque nunca se casaron.

La trama se centra en Kay Walsh (Hawn), una ama de casa que es asignada a trabajar en una fábrica militar mientras su esposo (Ed Harris) sirve en el ejército en Europa.

Durante la ausencia de su marido Kay se enamora del trompetista de una banda de swing (Russell) con el que tiene un romance. La vida de la protagonista se complica cuando su esposo vuelve de la guerra.

El director Demme y Goldie Hawn tenían visiones muy diferentes del enfoque de la historia y esto derivó en un problema durante la filmación.

Demme quería hacer un film dramático más concentrado el rol que jugaron las mujeres en la sociedad durante la guerra y Hawn prefería centrarse en el romance y los conflictos emocionales de la protagonista.

Hawn quedó disgustada con el corte final del director y los estudios Warner para complacerla le dieron la opción de re-editar la película y filmar nuevas escenas para que ella estuviera más conforme.

Esto tuvo un impacto en la industria y se debatió en los medios de comunicación al tratarse de un caso donde la estrella de la película manipula la obra de un director para su conveniencia.

MSDSWIN EC003

Salvo por Kurt Russell, quien obviamente estaba de lado de Goldie, el resto del elenco integrado por Fred Ward, Ed Harris y Christine Lathi repudiaron la actitud de la protagonista.

En su briografìa publicada en el 2005, Hawn confirmó que el resto de los actores la odiaron por cambiar el film de Demme. Sus compañeros entendían que era una actitud egocéntrica para que ella se luciera más en la historia.

Por su parte Hawn expresó que Warner tampoco estaba conforme con el corte de Demme y las modificaciones se hicieron para fortalecer el eje central de la trama que eran las consecuencias que generaba la infidelidad de Kay más que el contexto histórico.

Swing Shift al final terminó siendo un híbrido entre las dos películas diferente que querían hacer el director y Goldie Hawn.

Aunque Cristine Lathi fue nominada al Oscar como Mejor Actriz de Reparto, gran parte de sus escenas fueron eliminadas en el corte de Hawn y se cree que esto impido que la artista ganará el premio.

Pese a la compleja producción que tuvo este film, Swing Shifft es un buen drama que logra capturar muy bien el período de los años ´40 y presenta otro gran trabajo de Kurt Russell en un rol muy diferente a lo que haría en los años siguientes.

Como Dato Loco cabe destacar el cameo de Roger Corman como el jefe de la fábrica militar y una de las primeras apariciones en el cine de Holly Hunter.

Este era el avance original.

6 Comments on Swing Shift (1984)

  1. Como le metieron el dedo en el tujes a Demme…horrible lo que hizo Hawn.¿Y que paso? ¿dirigió obligado las escenas adicionales o lo reemplazaron con otro director?

  2. En el libro, que por cierto es muy interesante por todo las cosas que cuenta de su carrera, da a entender que Demme la ignoró por completo como productora ejecutiva y el tipo hizo lo que quiso. Warner tampoco estuvo conforme con el corte de Demme y las objeciones de ella les vino perfecto para cambiar la película. Ella tuvo que lidiar con los cambios sola porque los tipos se lavaron las manos.
    También menciona que le apena que sus compañeros del reparto vieran los cambios como una cuestión egocéntrica cuando lo que quería era hacer la película que se había concebido inicialmente.

    Es un tema debatible porque este no era un film de Demme, sino un proyecto personal de Goldie Hawn. Demme era un director contratado y si no le gustaba el enfoque de la historia de última podría haber renunciado en lugar de cambiar la película a su gusto. Goldie quedó como la villana de la historia y cuando uno escucha su versión de los hechos no parece ser así.

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


A %d blogueros les gusta esto: