Killing Floor: Un libro de Lee Child

Killing_Floor_CoverUn hombre llega a un pueblito sureño de Georgia, Estados Unidos.

Jamás estuvo en el lugar y decidió acercarse a esa localidad por el simple hecho que su hermano una vez mencionó que el blusero Blind Blake murió ahí en 1934.

El hombre entra a un restaurante y pide un café.

A lo cinco minutos el lugar es rodeado por un operativo policial. Los agentes armados entran al lugar y arrestan al forastero por un asesinato que cometió en el pueblo una horas atrás.

El problema es que el hombre recién acaba de llegar al pueblo por primera vez en su vida.

Con esta atrapante premisa el autor Lee Child presentó en 1997 al policía militar Jack Reacher.

Un personaje que tiene sus seguidores y brindó hasta la fecha una saga de 20 novelas.

Hace unos años uno de esos relatos fue adaptado en el cine en una película con Tom Cruise. Un film que por cierto no vi todavía.

Lamentablemente no logré conectarme con el trabajo de este autor y no creo que vuelva a leer otra historia de Reacher.

Child es un buen escritor que sabe trabajar el suspenso pero en este caso se dio que su obra estuvo plagada de elementos que yo odio en la literatura policial.

Por esa razón no logré conectarme con el libro que comienza muy bien, pero luego con el transcurso de los capítulos me terminó por aburrir muchísimo.

El problema con Killing Floor es que Jack Reacher me pareció un bodrio épico.

re2El tipo es extremadamente perfecto y le sale todo bien.

Tiene un dominio excepcional en las artes marciales y todos sus golpes siempre son mortales, si dispara armas de fuego acierta todas las balas, los enemigos apenas logran lastimarlo y como detective es el hijo perdido de Sherlock Holmes.

Siempre es la persona más inteligente y sagaz de la trama y tiene respuestas para todo.

Por esa razón me aburrió muchísimo, ya que es demasiado perfecto y no tiene ninguna características atractiva más allá de hablar como los personajes que solía interpretar Clint Eastwood en los años ´70.

Por otra parte, la resolución del conflicto se desarrolla y concluye gracias a una serie de coincidencias completamente forzadas que le quitan cierta verosimilitud  a la trama.

Lo peor sin embargo resultó una trillada sub-trama que no tiene razón de ser, donde el autor establece una relación entre Reacher y una policía a la que conoce cinco minutos durante un fin de semana.

Odio cuando en una película o un libro se incluye un romance forzado como elemento comercial para hacer más atractiva la historia.

Me costó horrores terminar Killing Floor y cuando llegué al final la verdad que no me alentó a seguir leyendo más historias de esta saga.

Como aspecto positivo debo resaltar el talento de Child para describir secuencias de acción que están muy bien narradas y detalladas.

Algo que no es tan sencillo de conseguir en la literatura y este libro tiene algunos buenos momentos en ese sentido.

Sin embargo como obra general no me terminó de convencer.

Algo loco que me pasó con esta novela es que luego de leerla me costó muchísimo asociar a Tom Cruise con este personaje.

Por la descripción que se hace de Reacher el primer actor que te viene a la mente cuando lees el libro es Dolph Lundgren más que Cruise.

Voy a ver después la película pero la elección de Cruise me resulta curiosa.

En fín, a seguir contra cosa, la saga de Jack Reacher no es para mí.

 

7 Comentarios

  1. Hugo, gran aporte!
    Te recomiendo Jack Reacher. Creo que es una digna produccion de accion y suspenso en tiempos de remakes, sagas o grandes tanques.
    Me parece una gran apuesta de cruise.

    Inclusive la peli trabaja muy bien el humor del personaje.
    Y es una peli que por sus escenas de accion remite a la de los 80s.

  2. Alan la verdad que no tengo la info oficial, pero intuyo que las historias posteriores de Reacher deben ser mejores que Killing Floor.Entonces apostaron a adaptar un conflicto más atractivo que el primer libro que no es gran cosa.

Comentarios cerrados.