350 grandes series de animación (22)

Publicidad

240-236

240-ROCKET POWER (1999)

Uno de los grandes títulos de Clasky-Csupo para Nickelodeon donde demostraron una vez más su dominio absoluto en el género slice of life.

La trama seguía las vivencias de un grupo de amigos pre-adolescentes que eran fans de los deportes extremos y vivían un in idílico pueblo costero de California.

Una comunidad a la que daba ganas de mudarse por el enorme realismo con el que se retrataban las diversas locaciones y las actividades cotidianas del lugar.

Una particularidad que tuvo esta serie fue que los productores contaron con la supervisión técnica de surfistas profesionales, especialistas en skates y otros deportes de ese tipo, con el fin de adaptar de un modo realista el hobby de los protagonistas .

Una virtud que le aportaría a la serie una identidad especial. De hecho, no hubo otra propuesta parecida desde entonces.

Otra cuestión interesante para resaltar es el rol que tenían los adultos en la trama,

A diferencia de muchas producciones de los dibujos animados, donde los padres no existen o son retratados de un modo acartonado, por lo general en Clasky-Csupo siempre tienen un peso importante en la crianza de los protagonistas.

En este caso sobresalía el padre viudo de los hermanos Rocket, un leyenda del surf de los años ´70, que era  dueño de un restaurante en la playa y contaba con un rol activo en la crianza de los hijos.

Si bien Rocket Power fue una propuesta de , las historias conseguían transmitir que estos personajes podrían existir en el mundo real.

Motivo por el cual era fácil encariñarse con los Rocket y ese pueblo ficticio donde a más de uno le gustaría vivir.

La serie se convirtió en una de las producicones más exitosas de Clasky-Csupo y se mantuvo vigente hasta el 2004.

239-LALABEL, LA NIÑA MÁGICA (1980)

Superclásico de Toei que años depués tendría un influencia considerable en la película de Hayao Miyazaki, Nicky, la aprendíz de bruja.

Esta serie contó con los guiones del legendario Masuki Tsuji, responsable de obras tremendas que se ubican más adelante en esta lista.

Un tipo con una cabeza muy especial que solía concebir ideas o personajes que eran imposibles de encontrar en la animación occidental.

Lalabel fue muy interesante porque lejos de copiar a Sabrina o presentar una genérica magical girl del animé acá trabajaron el concepto por un rumbo diferente.

La protagonista era una niña que vivía en otra dimensión y tenía habilidades mágicas.

Un día un mago le roba una serie de objetos para hacer hechizos y durante la persecución del villano termina atrapada en el planeta Tierra.

Lalabel aparecía en un pequeño pueblo de Japón donde era adoptada por una pareja de ancianos que la críaba como si fuera su propia nieta.

Una vez que se presentaba la premisa la serie relegaba los elementos fantásticos a un segundo plano para concentrarse en el coming of age.

La trama describía historias de vida relacionadas con la comunidad del pueblo donde Lalabel en ocasiones usaba sus poderes para resolver determinadas situaciones y frustrar los planos del villano que buscaba robarle el resto de sus pertenencias.

En cada episodio la protagonista aprendía una lección de vida que contribuía a su crecimiento.

Una cuestión muy loca de esta serie, que estuvo completamente adelantada su tiempo, se relaciona con el retrato de uno de los personajes secundarios.

Entre los amigos de Lalabel llamaba la atención Toshiko/Toko Matsumiya, un chico/a de apariencia andrójina que en la sociedad actual se consideraría una persona no  binaria o de género fluido.

En 1980 esto era rarísimo de ver, sobre todo porque hay capítulos donde Toko tiene un perfil más masculino y en otros adopta una apariencia femenina.

Nunca se explicaba nada en la trama que tomaba esta cuestión como algo natural.

Junto con Lady Oscar y Lancer en Robotech fueron los tres personajes que desafiaron las normativas de género en la animación de los años ´80.

Al margen de este cuestión, Lalabel fue un gran animé que tuvo un enorme suceso especialmente en Latinoamérica y llegó a su fin luego de 49 episodios.

238-IRON MAN (1994)

DC tuvo una período extraordinario en los años ´90 con sus producciones pero Marvel no se quedó atrás y ofrecios varias propuestas estupendas.

Me gusta mucho esta produccion de Iron Man que tuvo dos ciclos muy diferentes,

La primera etapa de 13 episodios estuvo a cargo de Ron Friedman, el creador del programa de G.I.Joe. 

Fiel a su estilo ofeció una entretenida propuesta más orientada a los niños, donde se desarrollaba una guerra entre buenos y malos.

Tony Stark junto a Hawkeye, War Machine, Scarlet Witch y Spiderwoman (La versión de Julia Carpenter) se enfrentaban al Mandarín y sus secuaces.

La animación corrió por cuenta de la productora coreana Rainbow.

En la segunda temporada Iron Man tuvo un cambio radical.

Friedman fue reemplazado por Tom Tataranowicks, el director de los Motorratones de marte, y la realización quedó a cargo de Koko Enterprises, la compañía coreana que asistió a Bruce Timm en las series de Batman y Superman.

La melodias con sintetizadores de Keith Emerson (Emerson, Lake & Palmer) fueron reemplazadas por una banda de sonido más rockera y el tono de las historias abandonó el perfil infantil.

Con una tremenda apertura que presentaba un guiño al tema Iron Man, de Black Sabbath, las historias de Tataranowics adaptaron ciclos argumentales del cómic que abordaban temáticas más serias.

Entre ellas el alcoholismo de Stark y los traumas y fobias de James Rhodes, quien dejó de ser el amigo negro del héroe para adquirir un perfil más interesante y complejo.

Tataranowicz hizo un trabajo fantástico con este ciclo de Iron Man que tuvo muy buenos momentos.

Lamentablemente los niños no se engancharon de la misma manera y el programa fue cancelado.

Un cuestión positiva fue que la trama al menos tuvo una conclusión y no la dejaron colgada.

Creo que hoy con todo el apogeo de Marvel los pibes de la actualidad la hubieran recibido mejor.

Hace unos años se editó en dvd en Argentina y la compré en el momento justo.

De todos modos se consigue online con facilidad  y Disney + la tiene disponible en su programación.

237-EL CONDE PÁTULA (1988)

Una genialiad de la animación inglesa que acá concimos en los años ´90 a través del glorioso Big Channel.

El Conde Pátula fue una creación del humorista británico Brian Cosgrove para la serie de Danger Mouse, donde tenía un rol secundario como un villano fracasado.

En 1988 se concibió este programa donde le dieron un origen a través de una sátira del mito de Drácula.

Pátula es un descendiente inepto del famoso vampiro que por un error en el ritual que le dio vida lleva una alimentación vegetarina y no le interesa matar gente.

Acompañado de su mayordomo Igor y la niñera Nanny, el protagonista vive situaciones ridículas con todos los planes inútiles que concibe con el fin de ser ser famoso y millonario.

Una serie muy divertida donde el humor de Cosgrove se enfoca en la parodia del género de terror.

Aunque la animación fue mucho más elaborada que la de Danger Mouse y contaba con guiones divertidos, El Conde Pátula no tuvo demasiada repercusión en el Reino Unido y le fue mucho mejor en Latinoamérica y España.

236-BONKERS (1993)

Bonkers, conocida en Latinoameríca como Loco, fue una genial rareza de Disney inspirada por la película ¿Quién enganó a Roger Rabbit?

La trama se ambientaba en el género policial y tenía como protagonista a un gato que había sido una estrella de los dibujos animados.

Tras su período de gloria en Hollywood terminaba trabajando en el departamento de policía de Los Ángeles.

En esta serie hay varios elementos similares al film de Robert Zemeckis.

Bonkers no sólo era parecido al conejo, sino que su compañero, el obeso oficial Lucky Piquel remitía directamente al detective privado que había encarnado Bo Hoskins.

Inclusive el mundo en el que se desarrollaba la historia presentaba una sociedad donde los humanos conviviían con los dibujos animados.

La serie jugaba con el subgénero de la buddy movie, donde la pareja protagónica tenía una relación conflictiva debido al contraste de sus personalidades.

Lo que siempre me encantó de Bonkers era que tenía la estructura narrativa de una típica serie policial de televisión, algo que no era común de encontrar en una obra de Disney.

A lo largo de la serie también se incluían cameos y participaciones especiales de personajes conocidos como el Sombrerero loco de Alicia en el país de las maravillas, los perros de la Dama y el Vagabundo, Mickey, Donald, Goofy y el genial Darkwing.

Bonkers trabajaba junto a Piquel hasta el episodio 49, donde cumplía su sueño de ser reclutado por el FBI. En el tramo final del programa el gato era asginado a la oficial Miranda Wright.

Esta mujer tenía como sobrino a un niño caprichoso que presentaba conductas sociópatas. Entre ellas el placer de torturar al protagonista.

Una rareza que sería imposible de encontrar en una obra actual de Disney.

En su momento le fue bastante bien en Estados Unidos y se plantó como un digno rival de los Animaniacs en la competencia por el rating. En la remake de Warner que se estrenó el año pasado hay un capítulo donde le rindieron un homenaje.

A mediados de los años ´ 90 en Argentina todavía no había llegado el Disney Channel y la serie se editó en tres vhs que recopilaban varios capítulos.

Actualmente se la puede ver completa en Disney +.

Mención especial para la versión latina, donde Bonkers quedó a cargo de un excelente actor de doblaje como fue Jesus Brock.

Además de encarnar a mi versión favorita de Spiderman, entre otras numerosas producciones, el gato quedó en el recuerdo como uno de sus personajes más populares.

Brock se fue muy joven a los 45 años, producto de una enfermedad hepática en 1998.

En la actualidad es recordado entre las grandes figuras del doblaje mexicano.

Publicidad

15 comentarios

  1. Esa serie de Iron Man la adoraba, es más acá se publicaron los comics de Force Works, el grupo que conformaba con La Bruja Escarlata (hiperrecontrasexualizada como los 90 mandaban), Siglo, Julia Carpenter y el USAgent y me acuerdo que el tono de los comics era muuuuuuuucho mas violento que los dibujitos. Y por supuesto de esa línea tengo un par de muñecos, los de Iron Man eran buenísimos porque venían con las piezas de la armadura para armar y por suerte acá llegaron casi todos.

    Leyendo lo de Lalabell (que confieso nunca vi) le noto ciertas similitudes con Star vs Las Fuerzas del Mal, la serie de Disney, no sé si la viste. La verdad, dentro de toda la bazofia que vinieron sacando, era la que tenía capítulos más interesantes.

    Patula y el BIG un solo corazón

  2. El conde Patula es una Gema.
    Soy fanático del humor absurdo desde chico, y esa serie es una de las q me hizo descubrir ese tipo de humor!

  3. No, no es de Star Wars, se llama Star vs las Fuerzas del Mal

    https://disney.fandom.com/es/wiki/Star_vs._las_Fuerzas_del_Mal

    Star es una princesa que tiene una varita mágica y no sabe usarla bien, así que los reyes la mandan a la dimensión de La Tierra y para en la casa de unos humanos, entablando amistad con el hijo de ellos, Marco. Y termina yendo a la secundaria y tratando de ver cómo es la vida en la Tierra y al mismo tiempo aprendiendo de sus poderes. Con el correr de las temporadas se va poniendo un toque más oscura.

  4. Que buena era esa serie de Iron-Man!! Junto a la de Spider-Man y los X-Men de lo mejor de las animaciones Marvel de los 90´s!!!

    Por cierto, esta era la serie donde Tony tenía ese corte grasa de colectivero, no?? Creo que en USA le decía «mullet»

  5. Ojo, Hugo… No es Star Wars, sino una serie que nada que ver con ese universo. A Star vs las fuerzas del mal la miro con mis hijos y es de lo más pasable actualmente, junto con Gravity Falls, Phineas y Ferb, Hora de aventuras y Un show más, entre un par más.

  6. Uff esa presentacion de la serie de IronMan era epica! en mi caso asi conoci al personaje y todos moriamos por comprar alguna de las 20 mil versiones de los muñecos con sus distintas armaduras. Las series animadas de los 90s de Marvel fueron muy buenas (IronMan, Hulk y la mejor? Spiderman)

  7. Exacto Frank!! ja ja!
    En la segunda temporada Tony pela el look colectivero de la linea 2, típico de ese momento.
    No sé por qué pero era un peinado que estaba de moda en los choferes de colectivos.
    En Estados Unidos también estaba de moda en aquello años.

  8. Del Conde Patula, hace tiempo oí una entrevista con el personal de doblaje de esa serie. En la intervención de Luis Alfonso Mendoza, mencionó que Pátula era su doblaje favorito por las ocurrencias que podían incluir.

    Básicamente les dejaron adaptar mucho del guión para hacer referencias de la cultura Pop en hispánoamerica (sobretodo mexicana). Por ejemplo en un episodio Pátula canta una canción de Luis Miguel «Cuando calienta el sol», en otro mencionan a Patonica Castro, Patul Velasco en «Siempre lo mismo», entre otras referencias. También a modo de auto-referencia, de vez en cuando decían que el primer Conde Pátula se llamaba Luis Alfonso I.

    También cabe destacar que Luis fue un grande del doblaje, ya que además de la voz de Pátula, fue voz de Leonardo de Tortugas Ninja, Gohan de DBZ, Winston en los Cazafantasmas, Sheldon de Bing Bang Theory y muchos otros. Lástima que se nos fue el año pasado en un homocidio.

  9. Hola Hugo me podrias pasar tu gmail de nuevo.
    EStoy escribiendo un libro de a poco y ya que tenes experiencia en el mundo editorial y los medios capaz me puedas aconsejar.
    Un saludo.

  10. Que nostalgia ver todas estas series que pasaron en mayor o menos medida x mi infancia

    Mientras leia me acorde de otras como Swat Kats, Cocomiel, Street Shark, Cadillacs y Dinosaurios, Capitan Planeta, Las Aventuras de la Tropa Rex y Creepy Crawler

    Capaz algunas ya estan en tus listas, lei tantas que puede que no me diera cuenta ja

  11. No puedo creer que hables de Rocket Power y no lo menciones a Tito, que sabia todos los dichos de los antiguos hawaianos jaja.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.