The Street Fighter: Acción con Sonny Chiba

200px-thestreetfighter Uno de los grandes momentos del volumen uno de Kill Bill tiene lugar  cuando la Novia (Uma Thurman) llega a Japón para conseguir una espada samurai del maestro Hatori Hanzo.

La escena es especial porque durante unos minutos se puede ver una particpación especial de uno de los máximos íconos del cine de acción, .

En aquella película interpretó a un descendiente del famoso ninja que encarnó en la serie televisiva de los años ´80,  Shadow Warriors.

Sin embargo mucho antes de trabajar en ese programa,  Sonny se hizo mundialmente famoso al protagonizar la trilogía de The Street Fighter,  que en el cine de artes marciales oriental es un clásico importantísimo.

Chiba que contaba con cinturones negros en Karate, Ninjitsu, Kempo, Kendo y Judo comenzó su carrera en la actuación  a comienzos de la década del ´60 y se destacó en producciones exitosas como  Bodyguard  Kiba y Battles Without  Honor and Humanity, la memorable saga de cine gángster de Kinji Fukasuku,  de 1973.

En ese momento el mundo se encontraba shockeado por la inesperada muerte de Bruce Lee y como comenté en otro post  la industria de cine china explotó su desaparición con dobles truchos que se encargaban de imitar al actor.

Si no leyeron esa nota pueden hacer click acá para más información: Link 1, link 2, link 3.

En Japón decidieron aprovechar el furor que había con el cine de artes marciales con una idea diferente.

No copiaron a Bruce Lee, sino que presentaron una nueva clase de héroe.

En 1974 la productora Toei Company estrenó The Street Fighter, un film ultra violento como nunca se había visto hasta ese momento y como tampoco se puede ver en la actualidad.

Con este proyecto Sonny Chiba se convirtió en estrella de cine internacional.

Lo que Charles Bronson y Clint Eastwood representaban en el género en Occidente, Chiba lo hizo en Oriente.

Con este film dejó en claro que era uno de los bastardos más duros que existían en el cine de acción.

Sonny creó un personaje absolutamente oscuro que no tenía nada que ver con los héroes  nobles y justicieros de Bruce Lee.

Si bien su talento en las  artes marciales no llegaba a estar al nivel de Bruce, el actor se destacó en la pantalla grande al representar a un anti héroe distinto.

En The Street Fighter,  Sonny es Terry Tsurugi, un asesino a sueldo al que le encargan liberar de una prisión a un delincuente.

Después de haber cumplido con su trabajo, los hijos del criminal se presentan en su casa para pagarle mucho menos de lo que habían acordado.

sonny4Acá se produce la gran presentación de Tsurugi donde  demuestra que él  no es Bruce Lee.

El protagonista mata al hijo del delincuente y la hija termina en un prostíbulo explotada como esclava sexual.

Nadie juega con Tsurugi.

Luego le encargan la protección de la hija de un empresario que la Yakuza quiere eliminar y se mete en otro problema,  al mismo tiempo que tiene que lidiar con el delincuente que liberó de la cárcel y quiere vengar la muerte de sus hijos.

Como les mencioné  antes, la acción en este film fue trabajada con una violencia extrema, a tal punto que en su momento The Street Fighter recibió la calificación X, en los Estados Unidos que es la que se otorga a la producciones pornográficas.

Tuvieron que editarla bastante para poder conseguir la calificación R (en Argentina equivale a la de “no apta para menores de 18 años”) que tampoco contribuyó a que los jóvenes pudieran acceder a los cines.

El tema es que el protagonista no deja inconciente a sus rivales, sino que acostumbra a quitarles la garganta y el corazón  o les atravieza el estómago con su puño.

Un zarpado importante.

Si ven el film van a notar que en las numerosas escenas violentas,  el color de la sangre es de un rojo muy fuerte como si pareciera un efecto creado por animación.

Esto se hizo al propósito para atenuar el impacto visual de las secuencias de acción.  Por alguna razón que nunca entendí si la sangre se ve de otro color es más aceptable para los censores.

En Kill Bill, cuando Uma Thurman pelea con el ejército de Lucy Liu, hay una parte que se ve  en blanco y negro justamente por este motivo.

Los últimos 15 minutos de The Street Fighter son memorables.

Sonny Chiba totalmente sacado se enfrenta un ejército gángster en un barco.  Cuando la película termina tenés que pasar un trapo de piso donde tenés ubicado el televisor por que el aparato chorrea sangre!

La realidad es que el público internacional aceptó a este nuevo anti héroe y antes que el año de 1974 llegara a su fin en los cines se estrenó Return of the Street Fighter y The Street Fighter Last Revenge.

Las tres en el mismo año!!

El público pedía a gritos a Sonny Chiba en las salas y la productora Toei respondió.

A partir de ese momento el artista se convirtió en la máxima celebridad y no paró de trabajar hasta la actualiad.

El actor fue además fundador del Japan Action Club, una organización dedicada a mejorar las técnicas de artes marciales en la televisión y el cine, donde surgieron  varias estrellas en este estilo, como la acriz Sue Shiomi, sobre quien escribiré más adelante.

Un dato importante para destacar es que comos los derechos de este film se vencieron y nadie se encargó de renovarlos, The Street Fighter es de dominio público y se puede conseguir sin problemas y de manera legal por muchos sitios de internet.

Este es  otro super clásico de este género que ningún fan del cine de acción oriental debería dejar de conocer.

1 Comentario

Comentarios cerrados.