Dr. Strange (1978)

A fines de los años ´70 Marvel empezó a incursionar en el cine y la televisión con producciones live action.

El éxito del piloto de El increíble Hulk (con Bill Bixby), que llegó a estrenarse como una película en los cines, en 1977 derivó en que otros personajes fueran adaptados en Hollywood.

Así fue que al poco tiempo llegó Spiderman a la televisión, con la serie protagonizada por Nicholas Hammond, y para sorpresa de los lectores de cómics, Marvel escogió a Dr. Strange para su siguiente producción.

Si bien el personaje había cobrado fuerza entre las propuestas de superhéroes, el hechicero estaba muy lejos de ser una pasión de multitudes.

No obstante, en la editorial estaban convencidos que el hechicero podría resultar atractivo para el público general y el estudio Universal desarrolló en 1978 una película que tenía la intención de presentar una nueva serie de televisión.

Stan Lee supervisó personalmente este proyecto pero los resultados no generaron entusiasmo y el canal CBS luego decidió no continuar con la serie.

Dr.Strange fue realizada por Philip DeGuere, un director de televisión que hizo un desastre con el guión, si bien todos los cambios que presentó la historia del superhéroe fueron aprobados por Lee.

En esta versión cinematográfica se erradicaron los conceptos espirituales místicos, que eran un elemento clave en el cómic, y el mentor del héroe no era El Anciano, sino un mago llamado Thomas Lindmer (John Mills), que era presentado en la trama como el Hechicero Supremo.

Luego de tener un enfrentamiento con Morgan LeFay (Jessica Walters), una villana que ese mismo año había debutado en el cómic de Spider-Woman, Lindmer conocía en un hospital a Stephen Strange y por motivos que no se explicaban bien en la trama le transfería sus poderes para que protegiera la Tierra.

dr-strange-001

Strange, interpretado por Peter Hooten (Orca), en esta película no era un cirujano arrogante que encontraba su redención en el Tibet, sino que era retratado como un psiquiatra buena onda que atraía la atención de todas las mujeres que se cruzaban en su vida.

Obviamente Morgan no era la excepción y también se enamoraba de Strange, a quien decidía no matar simplemente porque lo consideraba atractivo.

Esta película fue un bodrio épico y no llama la atención que el canal CBS se negara hacer una serie de televisión con esta propuesta.

El personaje no tenía ningún atractivo y Dr. Strange se la pasaba más tiempo hablando con sus pacientes y sus potenciales conquistas femeninas que enfrentando amenazas sobrenaturales.

Al menos hasta los últimos 10 minutos del film donde el protagonista finalmente aparecía caracterizado como un mago clase B de Las Vegas.

Debido a que al director le parecía tonto el look de Strange en el cómic, el vestuario se modificó para darle un aspecto más realista.

Un detalle curioso del uniforme es que el héroe llevaba en el pecho el escudo del Capitán Marvel algo que no tenía sentido.

Más allá de estas diferencias que presentó  el vestuario, la película era mala por el bodrio que desarrollaba.

Dr. Strange tardaba más de una hora en aparecer y cuandoa el actor Peter Hooten finalmente asumía el rol de Hechicero Supremo el conflicto se resolvía rápido sin ninguna secuencia de acción o fantasía interesante.

La película se emitió en la televisión norteamericana El 6 de septiembre de 1978  y resultó un fracaso en los índices de audiencia al ser opacada por la miniserie Raíces.

Según Stan Lee el film hubiera funcionado mejor de no haber tenido esa competencia, pero la realidad es que el enfoque distorsionado del personaje no contribuyó a que el público se enganchara con esta producción.

Hoy la película es una rareza de Marvel en el cine que es recordada principalmente por los seguidores del cómic.

 

 

5 Comments on Dr. Strange (1978)

  1. Que porquería!! Jajaja Ya te dije tenes que hacer “El Marvel Olvidado” con todos estos bodrios como las peliculas del Capitan America con escudo de plastico transparente de esa epoca!!!

  2. Acá en Argentina la supo pasar canal 11 -antes de ser Telefé- en el ciclo “Hollywood en castellano”, si mal no recuerdo. También anda dando vueltas por ahí otra producción basada en el Doctor, a la que le cambiaron de nombre por tema de derechos, “Doctor Mordrid” con Jeffrey Combs

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


A %d blogueros les gusta esto: