Milius: El documental

mi“John Milius no escribe guiones para maricones ni mujeres. Escribe historias para hombres porque es un hombre”.

Sam Elliot.

“John Milius es mucho más que un cineasta, es un anarquista”.

Martin Scorsese.

Ninguno de nosotros, George (Lucas), Francis (Coppola) o yo, podríamos contar una historia del modo en que lo hace Milius.”

Steven Spielberg.

“Todos los momentos memorables de Apocalipsis Now los escribió John Milius”.

Francis Ford Coppola.

Algunos testimonios de este apasionante que retrata la vida y carrera de uno de los cineastas más polémicos de los últimos cuarenta años en Hollywood.

Milius es un film brillante que produjo Scott Mosier (clásico socio de Kevin Smith) y se centra en la historia del artista que fue responsable de películas inolvidables como Cónan el bárbaro, Red Dawn, Apocalipsis Now, The Wind and the Lion, Harry, el sucio, Magnum 44, entre otros clásicos populares.

Un hombre muy especial cuya personalidad quedó inmortalizada en el memorable personaje de El Gran Lebowsky, Arthur Sobchak, interpretado por John Goodman.

Los propios hijos de Milius lo reconocen en el documental y lo afirman sin problemas: “Sobchak es nuestro padre”.

Esta producción de Mosier en principio se destaca por el impresionante grupo de entrevistados que los realizadores lograron reunir.

Los artistas que participaron del documental para hablar de Milius son los siguientes.

Steven Spielberg. George Lucas, Francis Ford Coppola, Michael Mann, Oliver Stone, Robert Zemeckis, Bob Gale, Clint Eastwood, , Charlie Sheen, Arnold Schwarzenegger, Sam Elliot, Harrison Ford, James Earl Jones, George Hamilton, Richard Dreyfuss, Ed O´Neill, Paul Schrader, Bryan Singer y Lea Thompson.

descargaLa película comienza con los orígenes del director en los años ´60.

“Tenía dos opciones en la vida. Hacerme matar en Vietnam o convertirme en cineasta”.

La enfermedad del asma generó que John Millius fuera rechazado en el ejército y de esa manera concentró su atención en el séptimo arte. Esa frustración por no poder viajar a Vietnam terminaría gestando luego su pasión por las armas y las temáticas militares.

Como estudiante de cine enseguida se hizo amigo de George Lucas y Spielberg con quienes cultivó una amistad durante casi 50 años que sigue vigente en la actualidad.

El comienzo del documental es apasionante porque retrata muy bien lo que fue esa histórica camada de jóvenes realizadores que revolucionaron el cine norteamericano en los años ´70.

Un elemento fantástico de esta película es que todos los entrevistados estuvieron muy bien aprovechados y brindaron anécdotas interesantes.

miliusdocsxsw1_bigEl film consigue que el espectador conozca en profundidad la vida de este artista a través de las experiencias que comparten sus colegas, amigos y familiares.

Por otra parte, el material de archivo con clips de películas, entrevistas televisivas y fotos personales del director es excelente y se complementa muy bien con los testimonios de los entrevistados.

Uno de los aspectos más interesantes de Milius es el fenómeno de Red Dawn que terminó por causar su alejamiento paulatino de Hollywood, luego que los medios lo consideraran un fascista.

Según Milius, los ejecutivos de los grandes estudios lo pusieron en una lista negra por la ideología y las temáticas que trabajaban sus historias.

Clint Eastwood, Schwarzenegger, Spielberg y Lucas opinan diferente y explican que en la industria del cine a nadie le interesa la ideología o religión de un artista mientras genere dinero.

Lo único que importa es la plata.

Scorsese brinda una muy buena teoría sobre la desaparición de Milius en Hollywood durante las últimas décadas. Según el director de Taxi Driver, el gran problema de Milius fue que se lo fagocitó su propio personaje de tipo duro y llegó un momento en que los directivos de los estudios llegaron a tenerle  pánico porque era impredecible.

Al director siempre le gustó provocar y en una industria plagada de personas liberales el tipo era la oveja negra que generaba discordia con la clase de relatos que escribía.

Algo muy interesante es que pese a que la gran mayoría de los artistas entrevistados disienten con en sus filosofías de vida arcaicas, todos expresan un enorme respeto por su trabajo.

Sean Connery, por ejemplo, aceptó trabajar en La caza del Octubre Rojo por el simple hecho que Milius les escribió un monólogo donde pudo destacarse al comienzo de la película.

Spielberg también le pidió ayuda en su momento con el guión de Tiburón y su aporte dio como resultado el famoso monólogo que brinda Robert Shaw hacia el final de la historia.

La última parte del documental se centra en el derrame cerebral que sufrió el realizador en el 2010 mientras preparaba su regreso en el cine norteamericano con Gengis Khan.

Ese problema de salud lo dejó incapacitado para hablar y caminar durante un largo tiempo. Afortunadamente logró recuperarse y volvió al trabajo nuevamente.

En el final de la película se menciona que el proyecto de Gengis Khan sigue vigente, aunque Milius trabajará como guionista y productor.

Un documental brillante que ningún cinéfilo debería dejar de ver por toda la información y anécdotas que comparten algunos de los artistas más importantes del cine hollywoodense.

Mi historia favorita de Milius que describe a la perfección el mundo de los grandes estudios de cine en Estados Unidos.

Un día el director se reunió con una ejecutiva, especialista en marketing, que tenía la función de evaluar si su proyecto podría funcionar comercialmente.

Milius le describió en detalle toda la trama y sus personajes durante dos horas. Cuando terminó de exponer su propuesta, la mujer decidió que el relato era malo y demasiado violento. Nunca podría ser popular en el público.

La historia que había narrado el director era Macbeth, de William Shakespeare. Una obra que la ejecutiva del estudio de cine desconocía por completo.

El avance de Milius.

 

 

 

 

5 Comments on Milius: El documental

  1. Si hay un cineasta que se gano mi admiración es John Milius! mas alla de sus ideologias su talento tras las camaras es abrumador.
    ya es sabido que los ejecutivos no saben un carajo de nada,solo hacer plata con algun proyecto que para ellos sea redituable. lo que le paso a milius con “macbeth” ya lo sufrio Kevin Smith cuando le pidieron escribir el guion para una peli de Superman y le preguntaban quien era Kal-el! “pero como,no se llama Clark Kent? la gente se va a confundir asi” no me quiero imaginar la cara que habra puesto Kevin Smith cuando los ejecutivos le dijeron semejante pelotudez.
    Saludos!

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: