Dead or Alive: El relanzamiento del Ryanverse

Publicidad

Pocas veces en mi vida detesté tanto un libro como El oso y el Dragón de , publicado en el 2000.

Un bodrio que no fue otra cosa que un ejercicio de masturbacíón textual del autor en su etapa más decadente.

No habia justificación para que esa tuviera una extensión de 1028 páginas y era evidente que ni siquiera había pasado por un proceso de edición.

Al margen que Clancy mataba de un modo estúpido un personaje querido de la franquicia y las referencias sexuales de mal gusto que pretendían ser chistosas, ya se percibía que el artista no sabía que hacer con la saga.

Algo entendible debido a que no es sencillo mantener un universo de ficción durante casi dos décadas.

En el 2003 decidió darle un reboot a la con Los dientes del tigre que se concentraba en la figura del hijo de , quien buscaba convertirse en un agente de campo de la CIA.

La novela presentaba algunos conceptos interesantes pero tenía un serio problema.

A Tom le costaba desarrollar personajes jóvenes e incluir referencias culturales modernas y los diálogos especialmente quedaban anticuados.

Tipos que tenían 30 años sonaban como personas de 70.

Los dientes del tigre no despertó pasión de multitudes pero vendió lo suficiente para que Ryan jr regresara en una continuación que se hizo esperar.

El autor se retiró por siete años y en el 2010 regresó con una obra que se convertiría en el verdadero relanzamiento del Ryanverse, además de una de las novelas más vendidas en la historia de esta franquicia.

Desde entonces se publicaron otros 17 y el mes que viene saldrá a la venta una nueva entrega.

El éxito radicó en que los editores supieron reunir un equipo de artistas que retomaron el espíritu de los primeros libros de la serie, tras la muerte de Clancy en el 2013.

Cuando Tom concibió Dead or Alive optó por dar un paso al costado y delegó el desarrollo de la historia en otros colegas.

Esta novela fue co-escrita por Grant Blackwood, un veterano de la Marina de los Estados Unidos que escribió todas las tramas de la saga de videojuegos Splinter Cell.

Me atrevería a decir que el contenido de la novela es un 40 por ciento Clancy y un 60 por ciento Blackwood.

La lectura es muy interesante en ese sentido porque se puede identificar con claridad los pasajes que escribió el autor original.

Todas las escenas de Jack Ryan padre y sus puteadas contra la clase política estadounidense (tantos demócratas como republicanos) son Clancy en estado puro.

No obstante, el aporte de Blackwood resultó muy importante para corregir los problemas que arrastraba la saga.

Si bien es una novela larga de 848 páginas tiene un ritmo mucho más dinámico cercano a La suma de todos lo miedos.

Todos esos párrafos interminables donde Clancy se iba por las ramas con alguna cuestión política o técnica acá desaparecieron y el como propuesta de suspenso está mejor construido.

Los personajes jóvenes ahora suenan como personas acordes a su edad y las referencias a la cultura popular son más modernas.

Por ejemplo, en un momento se cita un disco de que Clancy jamás en su vida debe haber escuchado pero tiene sentido que Ryan jr y sus primos lo conozcan.

De todos modos el gran gancho de esta novela y el motivo por el que se vendió tan bien es que reúne a todos los personajes clásicos de la serie.

Jack Ryan padre tiene más protagonismo y vuelven además John Clark y Domingo Chavez, quienes no tenían un rol destacado desde Rainbow Six, publicada en 1998.

La trama de esta novela es muy curiosa ya que una vez más el concepto argumental del Clancy se adelantó a la vida real.

En esta oportunidad el conflicto gira en torno a la caza clandestina del terrorista conocido como El Emir, un personaje basado en Osama Bin Laden, quien por entonces era buscado intensamente por el gobierno norteamericano.

Cuando se publicó esta novela en el 2010 laS noticias sobre los posibles paraderos de Laden eran constantes en los medios de conunicación y representaba el tema principal en materia de política internacional.

Supuestamente, nunca sabremos que pasó realmente, el criminal cayó en una operación militar en mayo de 2011, meses después de la publicación de este libro.

El gran atractivo de la novela pasa por el modo en que los personajes clásicos se unen a los de la nueva generación dentro de un mismo conflicto.

Ryan Jr sale muy bien parado con un buen desarrollo donde evitaron convertirlo en un Jason Bourne forzado.

En este relato todavía es un agente novato detro de una agencia de contraterrorismo clandestina y las cosas se vuelven más emocionantes cuando le asignan como mentor a John Clark.

Dead or Alive se convirtió en la entrega de la saga más elogiada desde Órdenes presidenciales (1996) y gracias a su éxito comercial el Ryanverse cobró vida otra vez.

En lo personal la disfruté muchísimo sobre todo porque recupera ese estilo de suspenso que solían tener la novelas de Clancy de los años  ´90.

El aporte de los nuevos autores en ese sentido fue muy importante para darle aire fresco a una saga que se mantiene vigente desde 1984 .

A medida que lea las siguientes entregas las iré comentando ya que me volví a reconectar con esta serie después de mucho tiempo.

 

 

 

 

Publicidad

13 comentarios

  1. La verdad es que no puedo recordar quien muere en «El Oso…», es verdad que se vuelve muy tediosa su lectura. «Dead or Alive» fue el último libro que compré de la saga (uno de los últimos que pude encargar en España, creo que sigue sin editarse acá en español) y la verdad que no me enganché con Jack Jr. como con el padre, voy a tener que releerlo. Esperaré tus próximas reseñas.

  2. Hay que darle una oportunidad a Junior que arranca como novato y con la sombra del padre.
    El Jack original tuvo su debut en La caza del octubre rojo, en la plena Guerra Fría. Ya con ese antedente la comparación es complicada.

  3. El off topic obligatorio….

    Hugo, no se si viste el trailer del «ultimo estreno» de George Romero.
    Es la película que hizo por encargo para la sociedad luterana para denunciar la discriminación a los mayores y el abuso que realizaban en los centros de ancianos y que les parecido muy terrorífico y nunca lo exhibieron en ningún lugar y encontraron hace unos años.

  4. Rainbow six ya era malo pero al menos lo pude leer hasta el final, pero «El oso y el Dragon» era ya totalmente infumable, creo que hojie las ultimas paginas para ver como ganaban los yanquis y ni siquiera habia muchas escenas de batalla, un embole total.

  5. Hugo aprovechó para preguntar vos qué las leiste todas..en cines aparecieron después de Ryan.. Jason Bourne..Jack Reach..etc.. Falta alguno de ese perfil clon Ryan para hacer pelí???

  6. No javier, el resto son de la B y no están en la misma categoría.
    Podemos mencionar a Atticus Kodiac,ex agente de la CIA de Greg Rucka que salió el mismo año que Reacher o la extensa saga de Alex Cross de James Patteson , que tuvo dos películas (una con Morgan Freeman).
    El tema es que resto son muy parecidos a los que ya conocemos.
    Si hoy se hiciera una película con Kodiac el público la percibiría como un robo de Jack Reacher porque prácticamente son iguales.

  7. No conozco la saga.
    Pero entiendo lo que dices tengo franquicias que no veo o no puedo leer porque no me llaman por su contenido.
    Buen Lunes desde Entre Rios.
    Che a tu colega matias lertora y el señor la botella de kandor lo estan puteando Archivos Wayne y otros youtubers.
    Te aviso para que sepas.
    Se me aparecio hoy temprano en youtube Matias lertora Tom welling odia a Superman.
    Es lo que decia hoy mismo en un grupo de facebook puse un meme de buenas nalgadas y tambien me dijeron de todo los politicamente correctos.
    Me sali de ese grupo porque empezaron a putear ellos y decir que por un meme yo y mis amigos de la infancia vamos por ahi golpeando niños.
    Yo solo digo a Lertora lo mismo que Carano por decir algo en redes sociales ya te dicen todo y te juzgan.

  8. Igual este youtuber archivos wayne primero decia que estaba mal putear a kandor y despues saca videos haciendo lo contrario y molestandolo cada dos por tres.
    Tampoco para tomar tan en serio.
    Pero conviene estar informado.
    Hoy en dia todos decimos muchas cosas y no sabemos quien esta del otro lado.
    Lo que dije antes evitarse problemas y cuidarse.
    Y tomar precauciones hay locos que por cualquier tema ofensivo ya arman quilombo

  9. Si.
    Pero la botella de kandor ya tiene varias críticas no solo de Archivos Wayne.
    Porque dicen que es un hipócrita.
    De todas maneras el de archivos wayne parece alguien de la edad de Javier Olivares y los dos estan tirandose de con todo.
    Y si bien no estoy de acuerdo con Lértora si dijo eso.
    Tampoco para estar en guerra.
    Yo no creo que Welling odie del todo a Superman.
    El cree que la maldición de Superman por el traje es real.
    Y no quería quedar encasillado por ese personaje.
    Pero asiste a entrevistas tanto de medios como youtubers.
    Convenciones y eventos de Smallville.
    Y ser fan de Superman o ser actor de una serie del kryptoniano no significa que sea un fan absoluto.
    Pero pese a todo welling cumplio 10 años de trabajo.
    Pero de ahi a hacer peleas en youtube por eso.
    Y bueno respecto a esos grupos.
    Elimine el meme y es lamentable que no solo en redes sino en las calles y en mi caso discutimos siempre los mismos temas.
    Pero lo que no entendieron esos sujetos.
    Es que hay que gente y niños que son hijos del rigor también.
    Hoy en dia los pendejos se hacen las victimas en los colegios y los padres golpean a los maestros.
    A mi ponían en el rincón y me las bancaba.
    Y hoy tengo respeto por las autoridades tanto policías o maestros (distintas cosas si pero sirve de ejemplo).
    Pero sorpresa en ese grupo putean contra todos y todo esta bien.
    Pero bueno mejor evitar debates eternos y discusiones sin valor.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.