Chernobyl: La miniserie de HBO

Publicidad

«¿Viste Chernobyl

«Tenés que ver Chernobyl».

«¿Cuándo vas a ver Chernobyl?»

¿Por qué no estás viendo Chernobyl?

«Todos la estamos viendo, es la más grande serie en la historia de la televisión».

«Una obra maestra de , tiene el más alto puntaje de los usuarios en IMDB y Rotten Tomatoes».

(Sí, como si eso fuera una garantía).

«¿Viste Chernobyl?»

Cuando el nivel de hype en una propuesta de televisión llega a estos niveles desproporcionados generalmente tiendo a alejarme de esa producción hasta que el fenómeno se calme un poco.

No sé por qué reacciono de esa manera pero es algo que me sucede en estos casos. Motivo por el cual debo ser la única persona de este país que nunca vio la serie Los simuladores, de Damián Szifrón. Todavía la tengo pendiente.

Lo cierto es que la gente a veces se pone insoportable con su euforia y ese entusiasmo que intentan contagiar en mi caso tiene el efecto contrario.

Chernobyl es un caso especial ya que la estaba esperando desde hace tiempo, debido a que se relaciona con un hecho histórico que siempre me atrajo muchísimo, al igual que el perturbador desastre de la misión Challenger de la NASA, ocurrido tan sólo tres meses antes del conflicto europeo en 1986.

Por consiguiente, este es un tema que conozco bastante bien por todo el material previo que vi y leí en los últimos años.

En las próximas semanas les voy a recomendar un par de documentales muy interesantes relacionados con esta cuestión que funcionan como un gran complemento a la producción de HBO.

Chernobyl me pareció en términos generales una gran producción.

El primer impacto pasa por el hecho que la miniserie fue escrita por Craig Mazin, responsable de las olvidables continuaciones de ¿Qué pasó ayer? y el fiasco de El cazador y la reina de hielo, con Chris Hemsworth.

Si bien su guión sobre el desastre ruso comete algunas pifiadas innecesarias el tratamiento del conflicto está muy bien elaborado.

A diferencia de lo que se creyó durante muchos años, la crisis de Chernobyl no fue un accidente sino una catástrofe evitable, producto de la estupidez humana y la soberbia del régimen soviético de ese momento.

La miniserie hace un gran trabajo a la hora de reconstruir los dos aspectos fundamentales de este caso.

Por un lado se describe una crónica detallada del desastre y los esfuerzos para su contención y al mismo tiempo se ofrece un análisis del contexto político y social en el que se enmarcó la historia.

Me pareció justo que los realizadores le otorgaran un protagonismo esencial al político Boris Shcherbina (Stellan Skarsgard) y al químico Valery Legasov (Jared Harris), quienes contribuyeron a que la crisis de la planta nuclear no se desmadrara en una situación peor de la que fue.

El caso de Shcherbina es increíble porque su carrera en el Kremlin estuvo literalmente meada por Godzilla.

Después de Chernobyl tuvo que lidiar con el terremoto de Spitak (Armenia), de 1988, una de las catástrofes naturales más letales de la historia en la que murieron 50 mil personas.

Una de las grandes virtudes de la serie de HBO es que trasciende la crónica clásica de los hechos para indagar en profundidad en los efectos que tiene la construcción de un relato y una mentira.

Esa ideología populista, donde los servidores públicos se convierten en aplaudidores autómatas de un líder soberbio e ignorante que no se puede cuestionar, a la larga termina por ampliar la magnitud del desastre.

El guión de Craig Mazin, sin ser perfecto, hace un gran trabajo a la hora de retratar la corrupción y burocracia del régimen de la Unión Soviética y ese proceso de deshumanización al que fue sometido el pueblo ruso.

Cabe destacar como ejemplo en el primer episodio el caso del operario al que condenan a una muerte segura, al ordenarle que verifique la desaparición del reactor, o en el capítulo 4 la historia del joven que se ofrece como voluntario para limpiar la zona contaminada de animales.

Uno de los tantos momentos desgarradores que tiene la trama como la experiencia de los bomberos y sus familiares.

Me impacto mucho la desidia con la que trataron a los mineros y esa escalofriante escena de los 90 segundos, donde los soldados tiene que sacar con un pala los pedazos de grafitos radioactivos en la zona donde ocurrió la explosión.

Una vez más, otra tragedia humana producto de la soberbia soviética que se negaba a expandir la colaboración internacional para no manchar la reputación del régimen.

La dirección de Johan Renck y el reparto

Otra de las sorpresas de Chernobyl pasa por la labor de su director que me pareció brillante.

Un realizador que proviene del campo de los videos clips y contaba con algunos antecedentes en series populares como Breakin Bad y The Walking Dead.

La serie comienza con una introducción imponente donde Renck crea una atmósfera inmersiva muy sólida, que tiene una enorme carga emocional por su realismo.

El director nos transporta a esos pasillos de la planta que se vuelven completamente terroríficos.

Me gustó mucho como manejó las situaciones de tensión y el magistral uso de la banda sonora que opta por una melodía minimalista ante la clásica opulencia hollywoodense.

No puedo ignorar tampoco la tremenda labor que hicieron con la fotografía que retrata desde los aspectos visuales esa frialdad en la que se desarrollaba el régimen soviético.

Otro aspecto fascinante es la labor del diseño de producción, donde sobresale la reconstrucción de la planta nuclear y la ciudad de Pripyat por el nivel de detalles que presenta.

En lo referido al reparto Jared Jarris, Stellan Skarsgard y Emily Watson conforman un trió estupendo donde la relación entre sus personajes está muy bien construida.

Muy especialmente en el vínculo que se gesta entre los personajes de Skarsgard y Jarris.

Mis objeciones a Chernobyl

La serie de HBO es realmente muy buena y la experiencia general de su visionado resulta más que satisfactoria.

No obstante, el creador de esta producción me desconcertó con algunas pifiadas innecesarias que se podían haber evitado sin problemas.

La mayor de todas es la mentira del puente de la muerte.

En el primer episodio vemos como un montón de vecinos de Pripyat se acercan a un puente pare contemplar de cerca lo que en un primer momento se creía que era un incendio en la planta nuclear.

Una escena aterradora y escalofriante cuando vemos el momento en que  la radiación toma contacto con las familias y los niños que juegan en el lugar y no tienen idea lo que está ocurriendo.

Luego en el epílogo de la serie se le informa a los espectadores que todas las personas que estuvieron en el puente murieron eventualmente de cáncer.

Una burda mentira que se contradice con la búsqueda de la verdad sobre la que tanto hace hincapié la trama.

El puente de la muerte es una de las grandes leyendas urbanas del caso Chernobyl que fue completamente desestimada por los numerosos investigadores del desastre nuclear en años posteriores a la tragedia.

Jamás hubo personas en esa zona por una razón muy simple.

La explosión del reactor ocurrió a la madrugada de un día hábil y el 90 por ciento de los vecinos de Pripyat  estaban durmiendo y recién se enteraron de lo ocurrido en las primeras horas de la mañana, cuando la rutina normal de la ciudad de vio alterada por las sirenas de las ambulancias.

La idea que familias completas sacaran de sus camas a los niños para ver el supuesto incendio de cerca no tiene ningún sentido.

Ahora bien, si tenemos en cuenta que esto es una serie de ficción y no un documental es comprensible que se alteren algunas situaciones por propósitos dramáticos.

El problema con el trabajo de Mazin es que luego da por sentado una mentira comprobada. Podrían haber incluido la escenas y dejar afuera la información falsa del epílogo.

Después el retrato de algunos personajes resultaron bastante exagerados.

El caso más grotesco es el del jefe de la planta en el momento de la explosión, Anatoly Dyatolov, quien prácticamente es una caricatura del modo en que se trabajaba a los rusos en el cine de los años ´80.

Dyatolov fue un exponente clásico de la soberbia soviética y su negligencia e ineptitud jugó un papel clave en el desastre. Eso no se discute.

Sin embargo, no era el villano perverso que se muestra en Chernobyl que maltrataba a todos sus compañeros. Su representación en la trama se siente muy exagerada, producto de una sobreactuación de Paul Ritter.

El rol de Emily Watson, que al menos los productores reconocen que es ficticio, también fue algo exagerado en el guión al resolver un montón de cuestiones claves en la investigación por su cuenta.

Luego en el último capítulo la escena final de Legazov donde denuncia la incompetencia de la Unión Soviética en un juicio entra directamente en el terreno del realismo mágico.

El momento es lindo y remite a muchas películas famosas de Hollywood sobre litigios judiciales, pero eso no ocurrió en la vida real porque el químico hubiera sido ejecutado en ese mismo instante.

Durante el desarrollo de la trama Chernobyl derrapa con algunas exageraciones que se podían haber evitado, ya que los hechos reales son tan fuertes que no necesitaban ningún embelesamiento.

Por ese motivo el dogma de «la mejor miniserie en la historia de la televisión» creo que se presta a su discusión.

Podemos ubicarla en todo caso entre las producciones más notables de los últimos años, pero tampoco es el evento histórico del género que se vende en muchos medios.

De todos modos no deja de ser una gran noticia el regreso de HBO a las obras originales de calidad como fueron en el pasado The Corner, Band of Brothers y The Pacific.

 

 

 

 

 

 

Publicidad

30 Comentarios

  1. Hola Hugo. Tal como decis, hay momentos de la serie que son dados como ciertos ( el accidente del helicoptero que muestra la serie, segun lo que pude leer es falso), no entiendo el porque, pero estimo que es tambien un tema de la fuente ( aunque a tambien puede ser por querer contar mas y se tomaron licencias «creativas» para narrar cosas que ocurrieron en el contexto de Chernobyl), ya que tengo entendido que la serie toma como base el libro Voces de Chernóbil, de la periodista Svetlana Alexievich. Particularmente me parecio muy buena la experiencia inmersiva que propone la serie, el final del segundo capitulo, donde simplemente se apagan las linternas me lleno de angustia y miedo…No creo que sea la mejor serie de la historia (para mi lo es Band of Brothers), pero es una serie, que me dio mas terror que muchas peliculas del genero.

  2. Quiero hacer un comentario al margen…ME parece terrible y de muy «millenial» que en las redes se pida una «continuacion», como si este hecho fuera solo ficcional…Si bien no seria una continuacion, se me ocurre que si seria posible, una serie de algun otra tragedia, en el que el nivel de impericia humano este presente.

  3. No la vi entera, me faltan un par de episodios, así que voy a decir 2 cosas no relacionadas con la serie:
    1, no sos el único que no vio Los simuladores! Me pasa lo mismo que a vos, cuando mucha gente recomienda algo al punto de ponerse densos, suelo esperar mucho para verlo, si es que lo hago.
    2, la mejor miniserie en la historia de la televisión, que yo haya visto obviamente, es Angels in America.

  4. Sin duda el juicio final fue una solución hollywoodense para el hecho de que eran 5 capítulos, tenían que cerrar la trama de los 3 protagonistas y la tesis de la serie sobre lo que original las mentiras. De haber sido mas larga, con mas capítulos, los aspectos de la investigación del incidente y de los juicios podrían haber tenido mas tiempo y trabajarse sin la necesidad de «la épica del hombre haciendo lo correcto en un juicio» efectiva si, pero impuesta.
    Lo que mas me gusto y con lo que me quedo sobre los errores de la serie es lo como se utilizaron recursos propios del terror y del suspenso sobre todo en el primer capitulo, el terror en los personajes, como se mueven por un lugar conocido como la planta pero cambiado por la catastrofe. Literalmente la escena de los buzos parece salida de la saga alien. Que en una serie que busca ser una reconstrucción de un hecho conocido se permitan jugar con el cine de terror y salga tan bien para mi es algo digno de reconocer.

  5. La serie me encantó, sin embargo me hizo ruido el final. Supongo que lo que intentaron fue buscar la forma de dar una exposición a lo TP de la facultad sobre qué es lo que pasó y al mismo tiempo cerrar la serie.

    La escena de la limpieza en el techo es espeluznante, hicieron circular videos reales sobre la misma operación y es increíble la fidelidad de las imágenes.

    Me quedé con las ganas de que relataran también la construcción del sarcófago original y como es que lograron hacerlo. Pero bueno fueron solo 5 capitulos y no se puede todo.

  6. Mientras la iba viendo, un amigo me pasaba un hilo de un ucraniano que defendía algunos aspectos de la serie, diciendo entre otras cosas que el modo en el que se mostraba al régimen y las cosas que pasaron eran verídicas, aunque habían algunas como el tema de la evacuación donde le pusieron un toque más de melodrama.

    Otro de los momentos armados pero que es sublime es cuando va el Secretario de Minería, un flaquito impoluto, a pedirle a los mineros que vayan a Chernobil. Leyendo a este flaco, contaba que el secretario no era así, sino que efectivamente era un tipo curtido, un gordo gigante que sí había trabajado en las minas y que entendía perfectamente lo que era, pero para los fines artísticos que todos pasaran y palmearan al flaquito hasta dejarlo negro tenía otro impacto y se entiende.
    Como serie me gustó pero como decís, cuando se aleja de la realidad pero por otro lado la afirma como tal, pierde punch.

  7. Continuar Chernobyl es una idiotez que no tiene sentido.
    Ahora si hay que extender el currito, el personaje de Skarsgard podría seguir con el terremoto de Armenia, que es una historia tremenda.
    El tipo apenas se pudo recuperar del tema de la planta nuclear y al poco tiempo termino vinculado en otra crisis humanitaria.

    El tema es que tendría otro eje porque se trata de un desastres natural en ese caso.

  8. Emanuel el accidente del helicóptero no es falso y quedó registrado en video. Lo que me parece que cambiaron es el momento en que sucedió , pero el hecho es verídico y es escalofriante de ver.

  9. Laescen del helicoptero es real!!!!!!!!ocurrio en la realidad!! incluso fue filmado,aca hay un video sobre ese asunto muy bueno

  10. Siguiendo el comentario de sentirse marginal por no ver lo masivo, me pasa exactamente igual! incluso me pasaba con la música que escuchaba que si empezaba a aparecer en la radio la primera vez era genial pero después dejaba de gustarme…
    Con las series me pasa similar! y tampoco vi los simuladores! La empecé a ver este año, pero mi mujer me acompañó solo los primeros 4 capítulos y no vi más!
    Decis Hugo que vea Chernobyl? La estaba evitando inconcientemente!

  11. Claro eso habia leido, que el accidente ocurrio en el proceso de «liquidacion», pero no en las acciones propias de intentar apagar el nucleo. El creador de la serie fue haciendo un podscast, en el que marca las diferencias, la verdad que mi ingles no es el mejor para seguirlo.
    Si HBO se anima, me gustaria ver algo similar con la tragedia del Challenger que mencionas, recuerdo patente que fue algo de impacto mundial…o bien, si quieren seguir con la tematica Nuclear, que relaten lo del terremoto de Japon y el «accidente» de Fukushima

  12. Hay muchas series que no he visto y que todos «aman» (entre ellas, Los simuladores o por nombrar una de afuera, Breaking Bad) y que cuanto más me insistan, menos ganas voy a tener de ver. A Chernobyl la vi «ao vivo» a medida que la fueron emitiendo porque bueno, es de HBO y soy fan del canal, y si bien me gustó muchísimo, me sorprendió el hype que se dio después. Es la moda, supongo.

  13. Hola Hugo. Coincido con lo que decís con respecto a cuando «inflan» mucho a las series. Me pasó con esta, y me pasa también con Game of Tronhes. Por tu crítica, voy a ver esta. Antes de ir al cine me leo tus críticas en Cines Argentinos, así que confío. Ja ja.
    ¿Cuál son, para vos, las mejores 5 series de la historia? Si es que podés decir sólo 5.
    ¿En qué quedó tu proyecto de escribir libros infantiles?
    Abrazo.

  14. Jajaja genial la transcripción literal del principio que (seguramente) vivieron todos (aunque posta, te estas/están tardando en ver los simuladores xD)

    Esa decepción y desinterés me pasó con «stranger things» en su momento, y eso que tanto esa como esta, creo que las descubrí (trailer) mucho antes que cualquiera (de mi circulo íntimo y social).

    En mi defensa igual (jaja) no suelo ser hinchabolas, pero también admito que, cuando veo algo que vale la pena (y no se me fue inflado por «el afuera») lo recomiendo a los que lo pueden saber aprovechar (con respecto a eso, ademas de las dos que ya te taladré bastante y capaz todavía recuerdes, agrego dos mas; «entourage» y «californication»)

    Pero, volviendo a chernobyl, vi mucha inspiración de spielberg; toda la foto/calidad en general y cámara (munich) y esa última escena fue muy final de «la lista de schindler».
    Ahora parece ser que Rusia quiere hacer su propia versión, donde van a culpar a Estados Unidos (CIA) de todo lo que pasó.
    No agrego mucho mas porque mi opinión la vomité sin querer queriendo, en aquel post pasado de «black summer».

    La que me gustaría ver como serie, es el misterio de los montes urales en el paso dyatlov (si no me equivoco) se hizo una película que todavía no vi.
    Teniendo en cuenta la temática de «the terror», no pierdo las esperanzas ya que, esa historia encajaría perfectamente ahí.

    Buen fin de semana!

  15. No es la mejor de la historia. Pero si es muy buena y la labor del director junto con el casting y las actuaciones de los protagonistas son excelentes.
    A mi me paso lo mismo con los simuladores. Vi los capitulos en las repeticiones y la verdad que merece una oportunidad y un lagar en la historia de los contenidos audiovisuales argentos.

  16. Siguiendo con el asunto del «che como no ves tal cosa», sucede algo tambien insólito… en twitter adverti que mucha gente acusa de estirados cool a los que decian «no veo game of thrones». Osea no solo que deciden lo que vos tenes que ver sino que si no ves te acusan de no hacerlo deliberadamente por pertenecer a un club donde supuestamente no ver algo aclamado es exquisito.

  17. Uy creo que hice un top 100 sobre series en el blog Franco. No me acuerdo el orden pero eran todas clásicas las ultimas cinco.
    El proyecto de los libros sigue adelante!
    El primero ya está terminado y estoy tratando de encontrar un editor/a que conecte por donde pasa la propuesta. La literatura infantil argentina atrasa 50 años y es un tema.
    El universo de ficción que construí es algo diferente a lo que se hace en nuestro país por eso es importante dar con la persona adecuada.

    Encima justo se da que con la crisis la industria está bastante parada. La semana que viene casualmente voy a tener algunas novedades y no descarto la opción de publicarlo afuera primero, pero va a salir. Es un hecho. Abrazo.

  18. La sigo desde Cemento(?) cuando eramos dos gatos locos baj*ndola (particularmente me imaginaba que si en algun momento le agarraban la mano era para compararla con Trump, son demasiado obvios). Independientemente de los pocos lunares que tiene es una serie que deberia haber salido hace tiempo largo y agradezco enormemente que se hayan animado a hacerla.
    Soy muy poco objetivo al respecto y me volvio loco desde el primer minuto.

  19. Hugo…mírate «the terror» que no la vio nadie y volves al club de los tipos que vimos series que no vio nadie!!!!
    Haceme caso!!!!
    Buena Review de una buena serie, ni a palos la mejor serie de la historia pero si atrapante y escapando un poco de toda esta mania de los cliffhangers e historias súper clásicas como nos vienen acostumbrando…
    Haceme caso….the terror.
    Saludos

  20. Uy sí, «The Terror» es excelente, adhiero a las recomendaciones. La terminé hace poco porque me agarró el fanatismo por Jared Harris xD

  21. The Terror, la «cagaron» con a la segunda temporada, el adelanto de la misma viene como una película de fantasmas japoneses típica. La primer temporada toma su nombre de un barco ingles que se perdió en una expedición al ártico buscando un paso a las indias ( hecho real). Y se basa mas en los elementos mundanos que en los sobrenaturales, eso la hizo muy buena. Pero creo que no daba seguir currando con el nombre, porque no tiene nada que ver.

  22. Hola, Hugo. ¿Cómo estás? Me enganché con tu comentario acerca de lo que dijiste de que la literatura infantil argentina atrasa 50 años. Ojalá pudieras ampliar esa opinión, me pareció muy interesante y ojalá te explayaras en algún momento más en relación con el tema, sea por estos comentarios de aquí, sea por un artículo entero del blog. De paso me permito el atrevimiento de recomendarte algo al respecto: No de literatura infantil argentina porque no conozco; pero sí de literatura infantil del mundo. Desde el vamos, Gianni Rodari, el escritor y periodista italiano. Un groso. Y me permito recomendarte también a Walter Moers, un autor alemán. En especial de este último te recomiendo «Las 13 vidas y media del Capitán Osoazul», un dechado enorme de imaginación y fantasía. Según mi opinión, en ambos autores, son textos infantiles que no tratan al niño como un lelo y tienen mucha inteligencia en sus textos.
    Te mando saludos.

  23. Vengo a hacer la contra, a mi no me convenció The Terror, hubo cosas que me gustaron (las actuaciones, sobre todo de un enorme Jared Harris, la atmósfera espeluznante que produce el gélido paisaje y la asfixiante claustrofobia de esos barcos) pero en general me pareció tediosamente lenta, le sobran capítulos, si hubiera sido una película la habría disfrutado mas.

  24. La serie es excelente. Pero eso «de la mejor de toda la historia» es una exageración seguramente lanzada para que la veamos y, obviamente, debatamos
    Igualmente cuando se dice «el mejor (jugador, drama, o lo que sea)» siempre responde a una necesidad de cubrir ese complejo de inferioridad que muchos tienen y sentirse entre importantes y trascendente porque vivió algo que es «lo mejor»
    Por eso mi rechazo a todos esos cacareos. Me paso con Breakind Bad, de tanto joder con eso ví 4 capítulos y dije: esto es «lo mejor». Andá!! Y nunca más

    Pero con Chernobyl fue diferente, pensé mientras miraba el primer capítulo lo mismo -Andá!! Y nunca más- pero a medida que avanzaba me sumergió en toda esa historia y la vimos completita un finde

    No se la pierdan y «olvidensen» de eso de «la mejor serie de la historia» y simplemente disfruten de una gran producción, grandes actuaciones y una gran dirección

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.