Sabores de la juventud

Una de las mejores películas que destaqué entre los estrenos de cine del año pasado fue Your Name, una compleja e intrigante historia de amor de fantasía realizada por la productora CoMix Waves Films.

Este es un estudio de animación que viene creciendo muchísimo en el campo del animé, donde supieron destacarse con producciones de calidad como el título mencionado, Cinco centímetros por segundo, Los niños que buscan voces perdidas y El jardín de las palabras.

Creo en materia de calidad, en lo que se refiere a la calidad de la animación y la sensibilidad de las historias que presentan, en poco tiempo lograron sobresalir como el heredero más sólido que dejó la compañía Ghibli en la industria de la animación japonesa.

El último trabajo de ellos es Sabores de la juventud una antología de historias dramáticas que este mes Netflix estrenó a  nivel internacional.

Cabe destacar que esta propuesta no es “un animé original de Netflix” como se anuncia en la plataforma, sino que ellos sólo compraron los derechos de distribución internacional.

La película es una obra de CoMix Waves Films.

En lo personal disfruté mucho esta producción aunque no esperen encontrar algo del nivel que tuvieron los trabajos previos de la productora.

Dentro de la filmografía me parece que con el tiempo ocupará el lugar que tuvo Ocean Waves entre las obras de Ghibli.

Es decir, es una buena película que trata algunas temáticas interesantes pero no está al mismo nivel de los títulos celebrados de esta compañía.

Si bien la nostalgia juega un rol importante en los tres relatos que conforman esta antología, el tema central que une las historias se relaciona con una temática que hemos visto en varias producciones hollywoodenses (como Cars).

Sabores de juventud es una reflexión sobre la importancia de disfrutar la vida de un modo más consciente en lugar de concentrar toda la atención en proyectos personales o laborales como un burro que sigue una zanahoria.

Los relatos no expresan que uno no tenga proyectos, simplemente aboga por no olvidarse de los afectos y las personas que te rodean mientras trabajás por concretarlos.

En término más criollos, se trata de parar la moto y disfrutar un poco más de a vida.

La película está divida en tres segmentos que tiene como escenarios diferentes ciudades chinas.

Fideos de arroz

En este caso la comida es el eje central del conflicto para establecer un puente con la nostalgia. La trama explora la relación de un joven con la abuela con la que se crió y como los olores de su plato favorito lo transportan a los recuerdos que tiene de su infancia.

El corto toma a  la sopa de fideos con arroz para desarrollar una comparación entre la vida rural que influenció la vida del protagonista y la estresante mundo moderno y desarrollado con el que lucha para adaptarse.

De los tres relatos este es el que menos me gustó. No está mal y la idea de la comida como enlace de los recuerdos es buena pero el protagonista me pareció bastante frío y su historia no me enganchó. Sentí también que al conflicto le faltó un desarrolló más definido.

Nuestro pequeño desfile

Este es el que más me gustó en parte porque presenta a los personajes más simpáticos y la trama está  mejor elaborada.

El relato tiene como protagonista a una modelo de 30 años, cuyo éxito permitió que su hermana pudiera tener una educación universitaria y cumplir su sueño de ser diseñadora de moda.

La paradoja es que al mismo tiempo que la protagonista sostuvo la educación de su hermana su relación con ella se vio afectada por el estrés y las demandas de su trabajo.

Pese a que conviven juntas en el mismo departamento apenas tienen contacto entre sí. Cuando la protagonista sufre una crisis profesional debido a que una nueva generación de modelos amenazan con desplazarlas de las marcas para la que trabaja, ese conflicto les brinda una oportunidad para reconectarse nuevamente entre sí.

La trama es interesante y también se refiere al desquiciado mundo de la moda, donde una mujer de 30 años es considerada vieja para muchas marcas internacionales.

Romance en Shangai

Un muy buen cierre con el que concluye esta antología.

En este caso nos encontramos con un cuento romántico que tiene como protagonista a un frustrado hombre de treinta y pico, cuya ambición desmedida por sobresalir en su trabajo lo llevó a perder el gran amor de su vida.

Buena parte de la trama se narra a través de un flashback que desarrolla la relación entre el personaje principal y su mejor amiga en 1999.  El casette en este caso es el elemento nostálgico que dispara los recuerdos, como la sopa lo hacía en la primera trama.

La obsesión por la carrera profesional que generó que el hombre nunca le expresara los sentimientos que tenía por la chica que amaba y el presente intenta buscarla para remendar esa situación.

Dentro de la película esta es la historia más romanticona de todas y también resulta simpática.

Sabores de la juventud es un film que tiene una estrecha relación con la idiosincracia de la sociedad china y esto puede afectar su visionado en el público extranjero que tal vez no se conecte de la misma manera con el significa de los relatos o la características de sus protagonista.

Desde los aspectos técnicos la película es excelente y sobresale por esa animacion realista que suele tener las obras de esta compañía, donde se destacan la recreación de locaciones reales. La musicalización en los tres relatos es otro de sus puntos fuertes.

El film dividió las opiniones de la prensa y al leer las reseñas negativas me dio la sensación que se originaron de las expectactivas ridículas de esos medios por creer que esto iba a ser igual a Your Name.

Los productores y Netflix usaron el título de ese film para promocionarla pero es un producción diferente que hay que analizar desde otro lugar.

La antología tal vez no sea una propuesta de visión imprescindible ni quedará en el recuerdo entre las mejores obras de Comix Waves Films pero creo que el público más fan del animé sabrá apreciarla.

El avance.

 

6 Comentarios

  1. Sin duda que es tonto compararlo con your name porque en planteamiento son dos cosas diferentes, tiene mas que ver con 5 centímetros por segundo de hecho el director dice que fue una fuente de inspiración para este trabajo y esta me gusto mucho mas que esa, ya que 5 centímetros iba de mas a menos en las 3 historias y acá al revés y eso hace que gane mucho.
    A titulo personal creo que ya no es algo que aleje que una obra tenga mucha idiosincrasia japonesa, yo por mi parte ya es una de las cosas que mas busco con estos proyectos, que sean muy japo, muy culturales ya he sobre pasado esa barrera y creo que mucha gente también.

  2. Depende mucho también la conexión de cada uno con el animé Nicolás. Para quienes miramos estas cosas con frecuencias no es un problema, especialmente si comenzaste desde muy chico. Llega un momento como mencionás que rompés la barrera, pero para el espectador general u ocasional a veces puede ser un inconveniente y lo comprobás en muchas reseñas, sobre todo la de medios conocidos que suelen tener una conexión menos pasional con la animación japonesa.

  3. Hugo, perdona pero me parece que en el quinto párrafo está mal escrito, quedó: “un animal original de Netflix”.
    Gracias por el dato, espero poder verla pronto.
    Con el animé es blanco o negro, te gusta o no. Hay muchos que no ven nada, ni siquiera películas reconocidas, solo porque son dibujos. Como si eso le restara profundidad. Ven animé y piensan que es todo Dragon Ball o los Supercampeones.

  4. Gracias Nico, se me había pasado, no lo había visto. Y sí es tal cual, hay gente a la que no hay modo de hacerle entender que el animé va más allá de Dragon ball y existen propuestas para todos los gustos.
    Eso es lo que particularmente siempre me apasionó del tema.

  5. Algo que siempre me llamo la atención: ¿como puede Netflix adjudicarse la originalidad de películas y series como si fuesen creadores, cuando solo tienen los derechos de distribución?

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.