Historia de Wonder Woman

Capítulo 14: La purga de la Wonder Family

A mediados de la década de 1960 el cómic de Wonder Woman atravesó su peor faceta creativa.

En décadas posteriores la revista tendría momentos brillantes y otros más olvidables, pero nunca más volvió a quedar estancada en la famosa crisis de este período.

En 1961 la revista Alter Ego hizo una encuesta popular donde los lectores podían elegir los mejores y peores cómic de ese momento.

Por una mayoría abrumadora, los amantes de la historieta eligieron a Wonder Woman como la peor revista del género.

El autor Roberth Kanigher estaba completamente fuera de control y esto empezó a enfurecer literalmente a los fans de Diana que presentaban sus quejas a través de cartas dirigidas a la editorial.

Llegó un momento en que Wonder Woman alcanzó un nivel de estupidez y contenidos bizarros que no se encontraban en otras revistas.

Lejos de modificar esta situación, Kanigher levantó la apuesta con personajes que generaban mucha irritación.

En el número 151 (1965) el colmo de esta situación se produjo con la aparición de una maravillosa joya bizarra llamada The Gloop.

Un monstruo alienígena que era una masa viscosa muy parecida a la criatura de la película The Blob.

The Gloop arrasaba con todo lo que encontraba en su camino y en esta historia se enamoraba de Wonder Girl.

Wonder_Woman_Vol_1_151

El monstruo devoraba una caja con 100 discos de rock y en un momento le daba una serenata a la joven amazona para conquistarla.

Si hoy uno lee estos cómics queda con la impresión que Kanigher escribía los argumentos bajo los efectos del LSD.

No obstante, es justo reconocerle que si bien sus argumentos se excedían con las situaciones absurdas, en su rol como editor no ignoraba la opinión de los lectores y fue uno de los pocos artistas de revistas de cómics que se animó en aquellos años a publicar cartas negativas.

La indignación de los lectores empezó a aumentar y una carta muy especial consiguió cambiar el rumbo de la revista.

Un joven llamado Robert Allen, quien quedaría en la historia de Wonder Woman, escribió una extensa carta a Kanigher donde expresaba sus descontento con la revista y algunas sugerencias para mejorarla.

Con mucho respecto el chico describió los motivos por los cuales los personajes de la Wonder Family arruinaban la creación de William Marston. Su sugerencia era que el guionista retomara las raíces de la amazona y abandonara los romances tontos y las aventuras disparatadas.

Allen expresaba que Diana tenía que recuperar su independencia y destacarse en argumentos que permitieran lucir sus cualidades.

La carta tuvo un gran impacto en Kanigher, quien decidió tomar una decisión radical.

Con el estilo de humor que lo caracterizaba, el autor sorprendió a los lectores con el más grande “momento Deadpool” en la historia de Wonder Woman.

En el emblemático número 158 (1965), que hoy es un material de colección, la revista presentaba una aventura donde Diana  se enfrentaba con el huevo duro gigante, Egg Fu.

Wonder_Woman_Vol_1_158

En el final se ofrecían unas páginas de complemento muy especiales.

Wonder Woman rompía la cuarta pared y le anunciaba a los lectores que se dirigía a un lugar donde se estaba por llevar a cabo un hecho trágico.

El escenario era el edificio de la editorial de DC Comics que estaba rodeado por manifestantes. Por un lado los defensores de la Wonder Family que apostaban a las historias divertidas de la amazona, y los fanáticos de la Era Dorada que protestaban con pancartas por la vejación de la heroína.

wonder woman v1 158 p24

La acción luego se concentraba en la oficina del propio Kanigher, donde el escritor se encontraba reunido junto a Wonder Girl, Wonder Tot, la Reina Hipólita, Birdboy, Birdman, Merboy, Merman, Steve Trevor y el infame The Gloop.

El monstruo aparecía abrazando a Trevor y Merman. Una genialidad del artista.

Kanigher les comunicaba a los personajes que por razones de cambios editoriales tenía la obligación de hacerlos desaparecer del cómic.

El escritor les expresaba que los amaba porque los había creado y siempre los iba a recordar en su corazón.

La cara de angustia de Wonder Tot era tremenda.

WW15

De esa manera se produjo la purga de la Wonder Family y sus polémicos personajes.

Sólo sobrevivieron Steve Trevor e Hipólita, quien ahora pasaba a ser morocha.

Wonder Woman llegaba tarde a la editorial y descubría que Kanigher había matado a las encarnaciones de su pasado y sus viejos amigos.

En la última viñeta aparecía Kanigher en un balcón donde se dirigía a los manifestantes para comunicarles un mensaje.

Acompañado de Wonder Woman, Trevor e Hipólita, el escritor declaraba como si fuera un presidente que las historias del cómic regresaban oficialmente a la Era Dorada.

Los piqueteros de la historieta se desconcentraban tranquilos y en paz con la expectativa de leer las próximas revistas.

 DC una vez más apostaba a recuperar las ventas y la confianza de los lectores con un regreso a las raíces de la heroína.

Continuará.

 

 

 

 

4 Comments on Historia de Wonder Woman

  1. Increible historia!!! Marvel deberia hacer algo si hoy dia jajaja
    PD: gracias por poner al año al lado del número de revista sos un capo

  2. Ese debe unos de los momentos más WTF de la historia de los comics. Me pregunto si habrá servido de inspiración para el último capítulo de Batman: The Brave and Bold

  3. No soy una gran lectora de comics, pero estoy muy enganchada con esta serie. Hugo ¡me encanta como escribís!

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


A %d blogueros les gusta esto: