BLACK MAMA, WHITE MAMA

Publicidad

Un clásico que protagonizaron en 1972 y Margaret Markov, dos íconos sexuales de aquella década. Volvieron a trabajar juntas en 1974 en un film bizarro producido por el maestro , titulado The Arena, que fue la versión femenina clase B de Espartaco. Black Mama, White Mama es muy divertida y fue escrita por Jonathan Demme, quien años después se convertiría en un respetable director, responsable de filmes como Filadelfia y El Silencio de los Inocentes. Este fue uno de sus primeros trabajos en el . Acá aparece también Sid Hail, quien es una presencia clásica en los filmes de . Otro dato para destacar es que este es el único film del filmado fuera de los Estados Unidos. La historia transcurre en la República de Filipinas.

Publicidad