Reseña de The Princess

Publicidad

Calificación: B+

Algún amigo honesto del director vietnamita Le Van Klet  debería insitirle en que se deje de hinchar con el de terror, donde no hizo otra cosa que gestar fiascos, y concentrarse en el género de acción que representa su mayor fortaleza como realizador.

Dentro de esta etapa post John Wick el cineasta asiático sobresale entre los mejores coreógrafos de peleas que surgieron en estos últimos años.

Hace poco les recomendé su drama de artes marciales, Furie (disponible en ) y hace unas semanas estrenó The Princess, que no es otra cosa que Duro de matar en un contexto medieval.

Curiosamente los mismos tilingos de la prensa hipster noteamericana que alabaron el guión de Hollwyood , plagado de situaciones inverosímiles, aniquilaron a esta propuesta por su falta de argumento.

The Princess nunca tuvo la intención de elaborar un drama de Shakespeare sino que presenta un cuento delirante de aventuras centrado exclusivamenre en la acción.

No pidan melodrama ni romance y agradezcan que por lo menos que se acordaron de incluir la dosis inevitable de Girl Power ya que el contenido va por otro lado.

Joey King encarna a una especie de ancestro de John Mclane, cuyo nombre nunca llegamos a conocer, quien es obligada a casarse con un psicópata que busca adueñarse de la tierras de su familia.

La princesa escapa de una torre donde permanecia atrapada y empieza a masacrar villanos con el fin de rescatar a su familia secuestrada.

Van Klet cambia el edificio Nakatomi por un castillo medival  y las armas de fuego por las espadas con el fin de desarrollar un de acción que no da respiro desde la primera secuencia.

Tambien se percibe cierta influencia de Kill Bill.

Veronica Ngo, la protagonista de Furie, interpreta la versión femenina del maestro Pai Mei, quien se encargó de entrenar desde la infancia a la princesa en diversas disciplinas de combate.

Un detalle que me gustó de este film es que el director establece reglas de juego justas para divertirse con la fantasía que propone.

Es decir, si vamos a comprar que una chica de las características físicas de Joey King puede masacrar tipos que podrían pertenecer al staff de la WWE (la empresa de lucha libre nortemericana) tiene que haber un equilibrio en el tratamiento de la acción.

Si con la intención de resaltar el girl power la heroína es perfecta y termina cada pelea como si fuera una modelo de Revlon se pierde la gracia y cuesta más conectarse con la historia.

Van Klet sigue la línea de mencionado film de y la princesa, como ocurría con Uma Thurman, termina magullada, sucia y extenuada en los numerosos cobates que protagoniza.

Dentro del reparto la figuras más conocias son Dominic Cooper, quien compone un villano decente, y que encarna su mano derecha en un rol que evoca las chicas malas de la saga Bond.

Cabe destacar el desempeño físico de Joey King, quien presenta un trabajo estupendo y creíble en las secuencias de acción donde se nota la mano del cineasta asiático para elaborar coreografías creativas.

Si les gustó  Furie y se enganchan con el género la van a pasar muy bien con The Princess.

Una pena que la marginara al streaming porque estaba para ser desfrutada en una pantalla de cine.

Actualmente se encuentra disponible en la plataforma Star+  y en el puerto de Jack.

 

Notas relacionadas

Publicidad

7 comentarios

  1. Con estas cosas del multimedio, hubiera estado bueno que si es de Disney esté en Disney +, pero no tiene el target, por más que ahora agregaron el filtro +18 porque sumaron las series Marvel que eran de Netflix. Tendremos que largar velas y navegar…

  2. Es que para esto está justamente Star+, todo lo que Disney considera inapropiado para su plataforma estrella va a parar a esta otra, que es como un espacio secundario. Star+ también está disponible en Argentina, ¿pero quién puede pagar tantas plataformas?.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.