Reseña de Entre navajas y secretos

Publicidad

Calificación: A-

Tras el controvertido episodio ocho de Star Wars (Los últimos jedi), el director Rian Johnson vuelve a la cartelera con una película muy entretenida que celebra el género clásico de misterio y evoca con cariño las obras de este estilo que brindaron autores como Agatha Christie, Gastón Leroux  y Ellery Queen, entre otros.

Cuesta imaginarme que un espectador que devoró las intrigas del Padre Brown, de K.C.Chesterton o los casos de Hércules Poirot salga decepcionado del cine con esta clase de producciones que hoy se realizan con menos frecuencia en Hollywood.

Si bien el argumento de este film le debe muchísimo a La casa torcida y Navidades sangrientas de Christie, por el modo en que se trabajan la dinámica de las relaciones familiares, Johnson no se le limita a homenajear a la autora inglesa sino que le aporta su propia visión y personalidad al desarrollo de la intriga.

Como ocurrió con sus películas previas al cineasta le gusta subvertir los géneros que aborda, aunque no siempre el destino de los argumentos llegue a buen puerto.

En el caso de Entre navajas y secretos elabora una intriga sólida donde aprovecha muy bien el reparto de lujo reunido en el que cada figura llega a tener su momento destacado.

No obstante hay dos artistas que se terminan por robar la película con sus trabajos.

Anna de Armas (Blade Runner 2049) brinda una interpretación fantástica con los diversos matices emocionales que le aporta a la enfermera que trabaja para el millonario asesinado, encarnado por Christopher Plummer.

Por su parte sorprende con su dominio de la comedia en el rol del detective Benoit Blanc que se desenvuelve en las antípodas del James Bond anti-heroe que lo hizo famoso.

Un personaje que se expresa con un acento norteamericano sureño y nos deja con ganas de volver a encontrarlo en otros casos.

Un detalle que particularmente me encantó de esta película es el modo en que Johnson combina dentro de la trama referencias permanentes a grandes clásicos del género.

Desde la serie de televisión clásica  Murder, She wrote con Angela Landsbury, al clásico film Murder by Death (1976) e inclusive un homenaje al glorioso Edward Packard y un recordado libro de Elige tu propia aventura (Ver Dato Loco).

En lo referido a los aspectos técnicos Entre navajas y secretos se luce con su atractivo diseño de producción y la fotografía de Steve Yedin, frecuente colaborador de este cineasta.

Otra virtud del film es que la trama tampoco se toma todo la intriga tan en serio y juega con algunas situaciones cómicas, donde sobresale una de las persecuciones automovilísticas más absurdas que se registraron en el último tiempo.

Un tema donde el trabajo de Johnson flaquea y muestra tal vez su mayor debilidad es en el tratamiento del comentario social y político que se incluye en el relato.

El director utiliza el conflicto para expresar una crítica hacia el gobierno de Donald Trump y la situación con los inmigrantes que a esta altura se convirtió en un lugar común  que se repite permanentemente en el cine y la televisión de estos días.

Este año el realizador coreano Bong Joo- Ho dio una cátedra en Parasite a la hora de explorar el choque de clases sociales con un subtexto donde permitía que el público pensara por su cuenta.

Johnson es más agresivo en esta cuestión y le tira al espectador el comentario con una topadora, motivo por el cual la película no llega a ser tan inteligente como el pretende.

Salvo por ese detalle puntual su nueva obra es una gran propuesta para pasarla bien con un exponente de este género.

EL Dato Loco:

El personaje que encarna Christopher Plummer en el film se llama Harold Thrombey, una referencia al clásico de Elige tu propia aventura, ¿Quién mató al presidente? traducido en ediciones posteriores como ¿Quién mató a H.Thrombey?

Un libro de esta colección que ofreció una propuesta diferente donde el lector debía investigar el asesinato de un empresario millonario.

Publicidad

4 comentarios

  1. Me alegro por este regreso a las formas que tuvo Johnson, este es el tipo de películas que debe hacer y permanecer bien lejos de Star Wars (ya amenazó con que tiene ganas de meter mano en la segunda temporada de The Mandalorian)

    De a poco Daniel Craig se está permitiendo sonreír, primero metió algunos chistes sutiles en Spectre y después sorprendió en Logan Lucky de Soderberg. Me acuerdo cuando una vez estuvo como estrella invitada en Saturday Night Live, lo hizo tan mal que termino causando gracia jaja.

    Ana de Armas empieza a demostrar que tiene talento además de una belleza innegable, lastima que no quedó para ser Gatubela en la película de Matt Reeves, Zoe Kravitz es un poco de madera.

    Una de las cosas que me enganchó de los avances de Knives Out es ver a Chris Evans en un registro diametralmente opuesto al del Steve Rogers.

  2. Genial reseña Hugo!
    Estaba esperando tu opinión y espero ser una de las personas que disfrutamos con las obras de Agatha Christie que no salga decepcionada.
    No me sorprende que destaques a Daniel Craig, me encanta cómo está aprovechando esta etapa de su vida para reinventarse… Algo que muchos actores que se jactan de ser talentosos, no han sabido hacer.
    También tomo nota de las referencias que hacés a otros autores y obras del género detectivesco, seguro le voy a sacar provecho como a la suscripción a Tubi TV 🙂 😀

  3. Gran película que no solo homenajea sino también parodia al género de los policiales de enigma. De todos modos, me pareció poco acertado que, a la mitad de la película, se revelara información importante por medio de flashbacks y no por las investigaciones del detective. Entiendo que la idea fue subvertir las expectativas pero creo que fue una salida fácil y no muy trabajada.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.