The Video Dead (1987)

Una comedia de terror muy divertida que no defraudará a los amantes del cine bizarro o las películas malas que divierten.

The Video Dead fue una producción independiente de 1987 que se hizo exclusivamente para el video y tuvo un presupuesto muy limitado.

La trama presenta un concepto ridículo pero muy divertido que gira en torno a un televisor embrujado.

El aparato se distribuye en un suburbio y tiene una particularidad muy especial.  Sólo emite un canal donde pasa de manera ininterrumpida una película de zombis.

Cuando el televisor se enciende transporta a los muertos vivos al mundo real.

Acá viene lo divertido.

Como el presupuesto que manejaba el director Robert Scott era tan limitado, el equipo de maquillaje sólo pudo caracterizar seis muertos vivos que son los únicos que aparecen en la trama.

Probablemente todo un récord en el género.

El conflicto se centra en un adolescente que junto a otros vecinos intentan devolver los zombis, literalmente, a la televisión.

El argumento es un desquicio absoluto y los actores son malísimos pero tienen momentos desopilantes.

Sobre todo a partir del momento en que los zombis empiezan a deambular por el barrio y hacen un desastre.

Pese a sus limitaciones técnicas un aspecto que estuvo muy bien trabajado fueron los efectos especiales y las secuencias gore de violencia.

Aunque la situaciones que se plantean son ridículas y el equipo del director de Scott tenía recursos muy limitados, la caracterización de los monstruos fue muy buena.

Scott trabaja con efectos prácticos creativos que funcionan y brindan secuencias decentes.

Se destaca especialmente la labor de la novia zombi que se cargaba la mayor parte de las víctimas y quedó en el recuerdo como el personaje más famoso de esta producción. ¡Sobre todo por el hecho que atacaba a la gente con una motosierra!

Este es otro punto muy divertido, que al menos a mí siempre me causó gracia. En la trama los muertos vivos tienen su propia agenda y no respetan en absoluto la mitología clásica del género.

Ellos deambulan por las calles matando gente pero no se comen a sus víctimas y tampoco mueren cuando se los ataca en la cabeza.

Todo muy bizarro y es genial que el director tampoco se preocupa en explicarlo.

Los dos protagonistas, Rocky Duvall y Roxana Augensen, jamás volvieron a trabajar en el cine y el realizador Robert Scott continuó su carrera como asistente de dirección en la televisión.

Una rareza muy divertida para buscar dentro de la comedia de terror.

Este es el avance.

 

 

3 Comentarios

  1. Conocía la peli pero no la vi. Otra más que tengo en el tintero.

    Y coincido que no debe ser un canon el de romero. Una peli bizarra (por su raro argumento y no el presupuesto) y de comedia que me gustó en mí adolescencia fue idle hands o el diablo metió la mano. Cuyo final alternativo estaba tan bueno como el de cines. Tampoco seguía el típico canon y los muertos eran aliados del protagonista, genial.

    Últimamente vi el trailer de wolfcop y another wolfcop ( muy bizarras) y muy recientes, del estos últimos 2 ajos son creo. Las tengo en el tintero tbien.

    Por otro lado vi Halloween y me pareció bien, me gustó y tiene por momentos se queda corta como habías comentado con el conflicto amoroso de la nieta y otras escenas. Pero en si recupera un poco la nostalgia de la primera. La música en el ambiente atrapante de la noche en Halloween gana terreno muy bien. Pero podría haber brindado más! Durado menos y eso en gral es efectivo.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.