Grandes pinballs de la historia: Haunted House (1982)

Otra de las grandes joyas de las compañía Gottlieb relacionadas con el género de terror que se destaca entre los clásicos de esta temática.

Haunted Hause es una gran mesa dedicada a las casas embrujadas y pasó a la historia por ser el primer en presentar tres campos independientes de juego.

Estas son las cosas que hicieron grandes a esta empresa cuyos diseñadores e ingenieros siempre le buscaban alguna vuelta creativa para añadir novedades originales.

El pinball evoca muy bien el espíritu de las viejas películas de William Castle donde el jugador tiene la posibilidad de explorar los tres niveles de una casa embrujada.

A través de una mesa que incluye ocho flippers para golpear la bola, el campo central representa el piso principal de la mansión, luego tenemos un mini campo en la parte superior donde se encuentra el ático y un campo adicional debajo de la zona central que funciona como el sótano de la vivienda.

El panel inferior donde el modo de juego se invierte, las paletas golpean la bola hacia abajo, repite el modelo que había tenido The Black Hole en 1981.

 Haunted House fue diseñado por John Osborne y contó con el fabuloso arte de Terry Dozerpah que recreaba muy bien la atmósfera tétrica de la casa ambientada con calaveras, fantasmas pasajes secretos y monstruos.

Otro detalle importante que potenciaba el arte de la mesa eran los efectos de sonido y una melodía de órgano tétrica que metía de lleno al jugador dentro de esta temática.

Si bien a simple vista parece un flipper bastante sencillo requiere cierta habilidad para dominarlo en sus tres niveles.

Haunted Hause actualmente se puede disfrutar en su versión digital y forma parte de la aplicación The Pinball Arcade.

En el siguiente video pueden ver como funciona la mesa original.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.