Mr. Billion

Una muy divertida película con que lamentablemente representó uno de sus mayores fiascos comerciales y esto generó que quedara en el olvido.

Para 1977 Hill era una de las estrellas de cine más importantes que existían en Europa en ese momento y sus filmes con Bud Spencer la rompían en la taquilla a nivel internacional en todos los países donde se estrenaban.

Así fue que al legendario productor Dino de Laurentis se le ocurrió hacer este film para introducir a Hill en Hollywood como un nuevo héroe de acción.

Dino que la tenía clara y era rápido para contratar gente talentosa no dudó en delegar la dirección del film en Jonathan Kaplan, quien venía de hacer un éxito taquillero como fue la película de camioneros White Line Fever, que reseñé hace poco.

En elenco además de Hill sumaron a una leyenda de Hollywood como era el comediante Jackie Gleason y Valerie Perrine, hermosa actriz de aquellos años, que venía de ser nominada en los Oscar por su trabajo en el film de Bob Fosse, Lenny.

Perrine es más conocida por su rol de la señorita Teschmacher, la asistente de Lex Luthor, en Superman 1 y 2.

Mr. Billion es esa clase de filmes como Hudson Hawk (con Bruce Willis) o El último gran héroe (con Schwarzenegger) que cuando llegaron alas  salas fracasaron terriblemente pero años después encuentraron su público en la televisión y las ediciones en video.

En esta historia Hill interpreta a un mecánico llamado Guido Falcone, quien hereda un billón de dólares cuando su tío muere en un extraño accidente.

El protagonista tiene 20 días para viajar a San Francisco y reclamar el dinero o lo pierde para siempre. El asistente de su tío, Jacki Gleason, sin embargo tiene otro planes y crea toda una conspiración para eliminar al heredero y de esa maner evitar que cobre el dinero.

Valerie Perrines es una detective privada contratada por Gleason que tiene la misión de distraer a Terence Hill para no llegue a San Francisco.

Es loquísimo que en la actualidad Mr. Billion recibe mejores reseñas que la que tuvo en 1977 y esto tiene que ver con que realmente es una muy buena comedia de acción.

La película está muy en sintonía con lo que sería luego la serie de Los Dukes de Hazzard que combinaba situaciones de enredos con persecuciones de autos.

El director Kaplan hizo un muy buen trabajo con las escenas de acción, especialmente en las persecuciones de autos, que reunió alguno de los momentos más destacados de esta historia.

Acá pueden ver algunas de las mejores persecuciones donde pueden notar el parecido con los Duke, pese a que este film se hizo antes.

La película se rodó en Italia y el director Kaplan recordó en más de una oportunidad a la filmación como una verdadera odisea, ya que los ejecutivos del estudio Fox y los productores  intervenían constantemente en su trabajo.

El problema con Mr. Billion fue que en el momento en que se estrenó la gente quería ver a Bud Spencer y Terence Hill juntos y no separados.

De hecho Hill hizo en 1971 El Corsario Negro, donde Spencer aparecía brevemente, y fue un fiasco por el mismo motivo.

Lo loco es que un tiempo despúes la gente se acostumbró a disfrutarlos por separado y ambos hicieron filmes individuales que fueron muy populares.

Si Mr. Billion se hubiera estrenado en 1978 o 1979 le podría haber ido mejor, sin embargo llegó a los cines en el momento equivocado.

De todas maneras es una muy buena propuesta que recomiendo ver si no la conocían.

Este es el avance:

1 Comentario

2 Trackbacks / Pingbacks

  1. El Sheriff y el pequeño extraterrestre | HUGO ZAPATA
  2. Marchar o morir | HUGO ZAPATA

Comentarios cerrados.