Reseña de Tina

Publicidad

Calificación: B

La imagen que escogieron los productores para el afiche no fue una simple casualidad.

El film de los  realizadores Dan Lindsay T.J. Martin, estrenado hace unas semanas en Max, representa la despedida definitiva de la más grande cantante de rock de la historia.

En el pasado hubo otras intérpretes que también podrían ser calificadas de esa manera, sin embargo con la opinión es unánime en la industria de la música y sus propios pares suelen describirla como la gran reina del género.

Me dejó con sentimientos encontrados este que explora algunas cuestiones interesantes pero se queda muy en otros aspectos de la .

A través de esta producción, Tina se despide oficialmente de la luz pública y sus admiradores por medio de una larga donde recuerda diversos momentos de su vida.

Desde el 2013 la cantante se encuentra radicada en Suiza, un país donde pudo conseguir la paz interna que nunca encontró en los Estados Unidos.

La obsesión enfermiza de la prensa noteamericana con los abusos que padeció durante su matrimonio con Ike Turner le generaron una enorme incomodidad, debido a que la obligaban a revivir esos traumas en cada nota que ofrecía.

En los años ´90 publicó su autobiografía donde contó con una crudeza visceral todo lo que había sufrido en los comienzos de su carrera pero no alcanzó.

El morbo pedía más.

De ese libro surgió la película What’s Love Got to Do with  (1993), con Angela Bassett, que presentaría una versión sensacionalista y exagerada de las experiencias que había narrado.

Entre ellas, las violaciones de Ike durante las sesiones de grabación de Natbush Limits, que luego se encargó de aclarar hasta el hartazgo que fueron inventadas para la ficción, entre otras situaciones.

La realidad es que nunca la dejaron en paz y los periodistas la hacían repetir todos esos recuerdos dolorosos en cada oportunidad que tenían.

Curiosamente este es el tratamiento que escoge el documental de HBO, que parece más interesado en retratar a Tina como sobreviviente de la violencia de género que por sus contribuciones artísticas.

Casi el 70 por ciento del film está centrado en su relación con Ike y por ese motivo me resultó un poco decepcionante.

No digo que esta cuestión no sea importante pero se percibe un desequilibrio a la hora de trabajar la biografía.

Durante la entrevista Tina menciona varias veces que está podrida de hablar de Ike y quiere enterrar el tema de una vez por todas y los directores siguen presionando sobre esta cuestión.

Me hubiera gustado que el film la celebrara un poco más por todo lo que nos brindó como artista y sus contribuciones que fueron extraordinarias.

En los pocos momentos en que la película explora estos temas el relato se vuelve fascinante.

Hay todo un segmento dedicado a la grabación de River Deep, Mountain High con Phil Spector, donde a Tina se la siente más entusiasmada por hablar de cuestiones musicales.

Si se toma el período de lo que fue su carrera solista desde Acid (1975) hasta Foreign Affair (1989) hay un montón de historias sobres esos trabajos y el detrás de escena de canciones memorables que se podían haber explorado.

El disco del ´89 inclusive es muy interesante porque fue un fiasco en Estados Unidos pero resultó un hit internacional y consolidó su relación con el público europeo que siempre la mimó más que el americano.

Otra vez, no digo que los traumas y las situaciones trágicas que padeció no sean importantes pero su vida no pasó exclusivamente por esta cuestión.

Por otra parte, algunos de los testimononios que escogieron para complementar el relato principal fueron raros.

La sobrevaluada Oprah Winfrey podrá ser amiga intima de Tina pero sus aportes en este documental son obsoletos, al igual que los de Angela Bassett.

Cuesta entender que no consiguieran alguna palabra de los numerosos artistas con los que Tuner trabajó en su carrera, como los Rolling Stones, Paul McCartney, o .

La película no está mal pero teniendo en cuenta que esta era su despedida se la podría haber celebrado de un modo más pasional. Sobre todo en lo referido a su arte.

En los ultimos años Tina editó discos donde interpreta mantras espirituales, un tema que se relaciona con la transformación personal que ella atravesó en esta etapa de su vida y nada  de eso se menciona en el film.

La última parte del documental que aborda su presente hasta se siente acelerada.

En resumen, si no sabés nada de ella la obra de HBO es una buena opción para conocer un poco más de su historia,  pero dudo que los fans encuentren alguna novedad que desconocían.

En ese caso el mayor atractivo pasa por las imágenes de archivo que son muy interesantes y no recuerdo haber visto en otros materiales.

 

 

Publicidad

6 comentarios

  1. La vi hace un tiempo y coincido en un todo…con esto que mencionas «Me hubiera gustado que el film la celebrara un poco más por todo lo que nos brindó como artista y sus contribuciones que fueron extraordinarias.» Para mi , el tema con Ike, debería haber sido, en este punto una mención de algunos minuto y enfocarse en lo profesional de Tina, de como influyo positivamente en que generación de personas ( tanto mujeres, como hombres) para que hagan Rock And Roll. A mi, si este documental es la despedida de los directores, diría que no es la mejor y me resulto un poco amarga…A mi me gusto mucho la parte de lo musical/profesional, cuando habla de la producción del disco en gran bretaña, donde toma un tema intrascendente pop y lo transforma con su vos en un Hit global imperecedero , o cuando ella sintió que toco el cielo con las Manos en Rock en Rio.

  2. Hay una historia que por lo menos yo no se si es cierta de que una vez David Bowie se la encontro en un barco cantando sola y totalmente deprimida y abatida; a lo que David le dijo ¨Pero vos sos Tina Turner ¿que haces cantando en un barco?, tenes que volver!¨ y fue cuando volvio a la actividad en los 80′. No estoy seguro que tan cierta es esa historia. y por lo que se lee en tu reseña no hay nada de eso.
    Saludos!

  3. Es una reina absoluta, todo lo que vivió y salió adelante hasta ser lo que es hoy un icono absoluto del rock pop, escuchas su voz y la reconoces al toque.
    Una de mis canciones favoritas en duetos es con Ramazzotti «cose della vitta» le pone un matiz al tema increible…
    Una pena que aun metan mano a la morbosidad de sus problemas con ike, periodismo berreta hay en todos lados, inclusive en yankilandia.

  4. Tenían un ejemplo PERFECTO del emponderamiento femenino, con una de las voces más hermosas, históricas y legendarias que dio el rock y cayeron en la banalidad y frivolidad absoluta.

    Lo de Ike lo hubiese tocado por arriba, los primeros minutos y sí impactaba en la producción de algún disco, pero no centrar un 70% de la pelicula en eso. Es de mal gusto y una falta de respeto.

    Quieren celebrar la vida y obra de una cantante que es inspiración y respeto de varios pesos pesados pero queda como que Tina siempre vivió con ese fantasma dando vueltas y estorbando su vida cuando pudo salir, madurar y seguir brillando. Siento que cayeron en un feminismo panfletario de cartón cuando tenían un montón de situaciones y vivencias que representan mejor la idea.

    Una lástima porque con la data de discos, músicos y demás tenés para hacer un mini documental de 4 hs en total. Tina merecía una despedida de ese calibre.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.