Reseña de Safety

Publicidad

Calificación: B+

Me encantan las películas deportivas de Disney que recrean historias reales y hace rato que no sacaban proyectos nuevos en esta temática.

La última que estrenaron y llegó a nuestros cines había sido McFarland, con , centrada en las carreras cross country.

Mi favorita sigue siendo Milagro, con , basada en el histórico partido de hockey sobre hielo entre la selección norteamericana y los soviéticos, en los Juegos Olímpicos de 1980.

Safety es una propuesta que se ambienta en el mundo del fútbol americano universitario.

El gran semillero de atletas donde después surgen las estrellas de la NFL que cobran fortunas demenciales cuando se incorporan a los torneos profesionales.

Dentro de la ficción hay una manía por estigmatizar a los jugadores de esta diciplina como matones violentos que golpean a todo el mundo y se la pasan de jodas con las porristas y la verdad que es una fantasía que poco tienen que ver con la realidad.

La mayoría de los jugadores que consiguen entrar a un equipo universitario lo hacen a través de una beca, ya que provienen de familias humildes que no pueden pagar por su cuenta el costo de una educación de ese tipo.

Por lo general  estos piben ingresan con la mentalidad fija de trascender en la cancha para ser reclutados por la NFL y salvar económicamente a sus familias.

El jugador universitario no cobra un sueldo y tiene que mantener calificaciones altas en el resto de las materias para que no lo saquen del equipo.

Obviamente no todos consiguen acceder a las grandes ligas pero los que se quedan afuera al menos cuentan después con un título universitario que les ayuda a encontrar mejores trabajos.

Safety narra la historia de un de la vida, que como la mayoría de los estudiantes no pudo entrar en la NFL, pero trascendió por sus acciones fuera de la cancha.

El caso de Ray McElrathbey es muy interesante ya que sentó un precedente histórico en la NCAA (National Collegiate Athletic Association) y tuvo enorme repercuisiones en los últimos años.

La trama gira en torno a este joven de la Universidad de Clemson, en Carolina del Sur, que vivió enorme adversidades mientras trataba de consolidarse en el equipo de fútbol.

Durante la época en la que se desarrollaron estos hechos los Tigres de Clemson rara vez llegaban a los play off y a partir del 2010 se convirtieron en candidatos fijos de las finales y no paran de fichar jugadores para la NFL.

Hoy son detestados por muchos fans de ese deporte porque hace una década que no paran de ganar.

Ray era un joven que provenía de una familia marginal de Georgia.

La adicción a las drogas de su madre generó a que tuviera que hacerse cargo de la custodia de su hermano menor, algo que puso en jaque su continuidad en el equipo y el riesgo de ser expulsado de la Universidad.

El tema fue que el estudiante tuvo que esconder de un modo ilegal al menor en su cuarto de la universidad , ya que no tenía otro modo de cuidarlo.

Esto fue un escándalo en su momento porque la NCCA no otorgaba ayuda financiera y alojamiento a los jugadores que tenían estas necesidades.

Hasta el 2006 no les quedaba otra cosa que elegir entre el fútbol o sus familias porque la asociacion no ponía un mango para ayudar a los familiares.

Inclusive los estudiantes tampoco podían recibir ayuda externa porque se consideraba un beneficio sobre el resto de los estudiante.

Un delirio que no es sencillo de comprender.

La película de Disney no se centra tanto en el tema del fítbol sino en la cruzada de los hermanos por mantenerse juntos sin perder la beca del Clemson.

La dirección corrió por cuenta del cineasta y guionista de , Reginal Hudin, responsable de Boomerang (1992) con , además de producir Django Unchanined con .

En el campo de la historieta Hudin es conocido por su labor en Marvel con Black Panther donde trabajó muchos años. Una de sus historias más recordadas fue el casamiento de T´challa con Storm, de los X-Men.

En este film hace un gran trabajo a la hora de retratar el ambiente del fútbol universitario al que despoja de los típicos cliches hollywoodenses.

El resultado es una historia de superación muy emotiva que además ofrece un buen entretenimiento.

Salvo por la presencia de James Badge Dale, recordada figura de la miniserie The Pacific, no hay grandes caras conocidas.

El rol protagónico quedo a cargo de Jay Reeves, un actor que desonocía y se destaca con una muy buena labor drámatica.

Si les gusta la temática o son seguidores de la de , 30 For 30 que suele trabajar esta clase de historias, es una buena recomendación para tener en cuenta.

Actualmente se encuentra disponible en Disney + y también se consigue por otras vías.

Publicidad

2 comentarios

  1. La vi antes de ayer, me gustó pero la encuentro lejos de Milagro y McFarland, que son excelentes.
    Me da la sensación de que el conflicto está muy edulcorado, la historia real debió ser muy jodida entre adicciones, reformatorios, denuncias de la NCAA y las presiones del Football Americano Universitario, aunque es logico por tener el sello Disney. Me hubiese gustado ver mas escenas de los partidos, porque las pocas que hay están filmadas de manera original, pero entiendo que el conflicto iba por afuera de las canchas, por eso no hay mucho para decir en contra. Linda pelicula deportiva.
    Hay muchas peliculas deportivas en Disney+!
    Parrafo aparte Hugo, seguramente sabrás en la sección peliculas (opcion TODAS, que las acomoda alfabeticamente) hay muchas joyas del disney olvidado live action que alguna vez has reseñado, que me parece lo mejor de la plataforma.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.