Duelo de películas: The Craft Vs. Little Witches

Publicidad

En 1996 las historias con brujas adolescentes tuvieron este peculiar duelo en los cines, con dos producciones que trabajaron la misma premisa argumental.

LOS CONTENDIENTES

THE CRAFT (JÓVENES BRUJAS)

Cuando pienso en tres películas populares de la adolescencia enseguida me vienen a la mente Clueless, Scream y Jóvenes brujas, su título en castellano.

Esta producción surgió en un período en el que mi televisor no se movía de MTV, la época en que era un canal de música en serio, y era prácticamente imposible no caer bajo la influencia de la poderosa campaña de marketing.

The Craft fue una propuesta de terror sobrenatural del estudio Columbia que reunió a muchas figuras populares de ese momento, dentro de la cultural juvenil de aquellos días.

Algunos miembros del elenco, como Neve Campbell, Skeet Ulrich, Robin Tunney y Breckin Meyer luego trabajaron juntos en Scream y Empire Records, otra película de culto de ese período.

Todos ellos, que hoy alcanzaron o pasaron los 50 años, integraron una generación de artistas que quedó en el recuerdo por la enorme llegada que tuvieron en el público.

Originalmente el primer reparto de este proyecto iba a estar intregrado por Fairuza Balk, Rachel True, Alicia Siverstone y Angelina Jolie.

Alicia eventualmente decidió hacer Clueless y el rol protagónico quedó a cargo de Robin Tunney, mientras que el papel de Angelina al final lo obtuvo Neve Campbell, debido a su popularidad en la serie Party of Five.

The Craft fue una película muy interesante porque trabajaba una historia de horror sobrenatural, pero también lidiaba con temáticas de conflictos adolescentes, además de presentar un tratamiento respetuoso de la cultura Wicca.

Un religión neopagana asociada con un estilo de vida espiritual, que tiene sus propias características, más que la fantasía de las brujas malvadas con verrugas en la nariz que se dedican a joder a la gente.

La filosofía Wicca, toma elementos de la cultura ancestral celta, los pueblos nórdicos e indígenas de Norteamérica y Mesoamérica.

A partir de los años ´70 este estilo de vida, que no sigue los dogmas de la religión tradicional, cobró una enorme popularidad en los Estados Unidos y su práctica se centra en el autoconocimiento, el manejo de la energía interna y una relación más sana con el medio ambiente.

El tema es que el paganismo fue históricamente denostado principalmente por la Iglesia Católica y el evangelismo que siempre censuraron este tipo de creencias que están excentas de dogmas y toda esa carga moral pesada que arrastran algunas de estas instituciones.

Por consiguiente, es más fácil distorsionar la cultura Wicca y asociarla con el satanismo y prácticas oscuras, que no tienen nada que ver con este tema, que contar la verdad.

En la película del director Andrew Fleming esta cuestión se trabajó con bastante repeto para tratarse de una producción Hollywoodense y no había un juicio moral al concepto espiritual de la bruja moderna.

Por el contrario, más allá de la exageración de los elementos sobranaturales, se condenaba la práctica de los rituales con el fin de dañar al prójimo.

Las protagonistas se metían en problemas cuando utilizaban estas prácticas con el objetivo de gestar alguna venganza y abusar de la brujería para su propio beneficio.

La maestra Wicca que interpretaba la actriza española Assumpta Cerna estaba más en sintonía con la realidad de esta cultura que la idea de la hechicera malvada.

Más allá de la temática del film y los elementos del cine de terror que cobraban fuerza en el tercer acto, The Craft trascendió por la labor de las protagonistas que fue impecable.

Cada personaje tenía una historia de vida interesante con sus propios conflictos personales, que lidiaban con el racismo, la violencia doméstica y la falta de autoestima.

Fairuza Balk estaba increíble en esta película, con una presencia muy intensa, mientras que Robin Tunney generaba un antagonismo muy interesante entre los dos personajes.

Otra cuestión importante en el éxito de este film fue la tremenda banda de sonido, que incluía bandas independientes populares de ese momento, como Letters To Cleo, Our Lady Peace y Elastica.

Otro artistas que incluyeron canciones fueron Jewel, Heather Nova y Matthew Sweet.

El disco de esta película se promocionó muchísimo en MTV y esa estretegia comercial también arrastró público a los cines.

The Craft fue un hit comercial sorpresivo al recaudar 55 millones de dólares y desde entonces se convirtió en un film de culto de ese período.

Actualmente se encuentra en producción la remake, realizada por el Jasom Blum, que dudo mucho que tenga la misma repercusión ya que no se puede reemplazar el reparto original.

LITTLE WITCHES

Siete meses después del estreno del film de Columbia llego a los cines Little Witches, una propuesta que trabajaba la misma historia.

La trama también se desarrollaba en el ambiente de una escuela católica pero el tratamiento del tema era radicalmente diferente.

En este caso la cultura Wicca se asocia directamente al satanismo y sus practicantes son chicas descontroladas que participan de todos los vicios posibles.

El film de Jane Simpson incluía un catálogo de lugares comunes relacionados con esta cuestiones, donde no faltaba el típico ritual sangriento, los momentos gore sin sentido y los desnudos gratuitos, que se incluyeron con el único fin de llamar la atención del público.

El retrato de las protagonistas, especialmente el personaje de Sheeri Rappaport (Xena, Policía de Nueva York) también era mucho más sexualizado que los personajes de The Craft.

El hecho que tuvo un menor presupuesto que el film de Columbia no es excusa para justificar la mediocridad de una obra que no hacía nada interesante con la temática que trabajaba.

Claro que tampoco la ayudó el hecho de estrenarse bajo la sombra de una película más popular.

Little Witches fue un fracaso comercial y su recepción tanto en la prensa como en el público fue negativa.

EL VEREDICTO

Una victoria por paliza de The Craft que es una película superior desde todo punto de vista.

Vuelvo a reiterar, por más que el film tuviera un mayor presupuesto que el de la competencia, sus virtudes no pasaban por las escenas de efectos especiales, sino la historia y la interacción entre las protagonistas.

El retrato de la cultura Wicca tambien fue más cuidadoso y no caía en burdos lugares comunes.

Por otra parte, Fairuza Balk especialmente la rompe en Jóvenes brujas y es muy difícil opacarla con otra propusta similar.

No en vano también es la que más se pasó en televisión mientras que Little Witches quedó en el olvido.

¿Cúal elgen ustedes?

¿Alguien recueda estas películas?

 

 

Publicidad

15 comentarios

  1. The Craft! Encima en los 90 fué la época de oro de MTV, estábamos todos pegados a ese canal.
    También leí por ahí que Fairuza Balk es wiccan y ofició de asesora, y por eso el tratamiento del tema es más respetuoso.

  2. Neve Campbell estaba HERMOSA en esta película!!!!
    Que tiempos aquellos, de videoclub!. Alta película.
    Por si necesito aclara hablo de «Jóvenes Brujas» … La otra no sabía ni que existía.
    Slds.

  3. Pues por increíble que parezca me ha picado la curiosidad.
    He visto The Craft y me encanta.
    Pero como no vi la otra Pequeñas Brujas me parece injusto comparar por mi parte sin conocer y aunque respeto tu opinión nota Hugo prefiero verla yo mismo y sacar mis conclusiones.
    Estuve buscando para ver si se podia ver online y es difícil de conseguir o ver.
    Te pregunto no conoces alguna pagina o algun medio para ver.
    Igual reitero la vere por curioso nomas.
    Tengo ese toque con las películas infravaloradas.
    Se ve que competian mucho en los 90.

  4. Obvio q the craft. De adolescente me enamoré tsnto de fairuza como de robin. Con cualquiera de las dos me caso jeje. El personaje de fairuza la marcó a fuego porq siempre va a ser recordada por ello. Nunca tuvo papeles relevantes en el cine despues.
    La historia no era la gran cosa pero como pelicula de culto de los 90 va a quedar en la historia como otras. Mas para los q eramos adolescentes en esa epoca.

    Pd: podes creer hugo q no consegui el documental de oj simpson? Me quiero matar 😭 voy a ver si busco de nuevo

  5. «The Craft», con la unica que la relacionaba antes era con esta otra que salio un par de años mas adelante «Practical Magic» que estaba protagonizada por Nicole Kidman y Sandra Bullock. Talvez asi hubiera sido una contienda algo mas pareja.

  6. Sin duda, The Craft. Notablemente mejor película, por respetar a las brujas modernas, con su forma de pensar, su cultura. El conflicto no viene porque sean brujas, sino en la forma en que pretenden usar esos recursos.

    Y si una bruja usa el poder de cambiaformas, para intimar conmigo, tal vez me sentiría halagado. No reaccionando como ese personajes.
    Que actriz Fairuza Balk, la vi en La isla de doctor Moreau.

  7. Little Witches se puede ver en una página llamada «123 movies me», se escribe todo junto (no tiene subtítulos en español) no dejo el enlace de la película porque me lo bloquea el blog.

    Curiosamente el 96 también fue el año donde en la tv se estrenó la inolvidable «Sabrina, la bruja adolescente». Dejo dos datos de The Craft : en el 2013 se reunió todo el elenco principal (excepto Fairuza Balk) en un cementerio de Hollywood para volver a ver la película, el mismo año Katy Perry lanzó una canción dedicada a la película.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.