Reseña de Force of Nature

Publicidad

CALIFICACIÓN: D+

 Force of Nature representa la primera bazofia de la filmografía de en más de cuarenta años de carrera.

Si uno se pone a revisar toda su trayectoria inevitablemente va a encontrar producciones que son mejores que otras, sin embargo no hay una película que sea terriblemente mala.

Una situación que cambió con este estreno.

El nuevo film que se distribuyó online a raíz de la pandemia resultó muy decepcionante por el modo en que se desperdicia no sólo a Gibson, en un rol deplorable, sino al resto del reparto que tiene buenos artistas como Kate Bosworth y Emile Hirsch.

Antes que nada es importante clarificar la gran mentira que vende la promoción de Force of Nature.

Aunque Mel dentro del póster figura en primera plana y el trailer incluye sus escenas, la participación del actor no supera los 15 minutos.

Probablemente filmó todas sus escenas en dos días.

El protagonistas principal es Hirsch y esto de entrada ya representa un problema, ya que el motivo por el que eligimos ver esta película se debe a que en el póster Gibson aparece con un revólver.

Si en el afiche la imagen destacada la tuviera Emil estoy convencido que la gran mayoría de la gente la pasaría por alto.

El proyecto de Lionsgate es una de esas típicas películas malas y olvidables que Bruce Willis suele hacer para el dvd, con la diferencia que Mel al menos le otorga una mayor energía a su interpretación.

Por eso resulta decepcionante que su personaje tenga un tratamiento tan miserable cuando es el artista que consigue que los espectadores no abandonen el visionado del film.

Una vez que Mel desaparece de la historia Force of Nature decae por completo y revela que Michael Polish, el esposo de Kate Bosworth, es un realizador de medio pelo.

No se entiende que lograra conseguir en el elenco a una figura icónica del género de acción como Gibson y se lo destrate con una participación tan mediocre en la trama como la que se le da en esta película.

Esto se relaciona con lo que destaqué en mi reseña de Sniper 8, donde Tom Berenger cuenta con un rol secundario, pero el director lo compensa con grandes momentos destacados donde se lo respeta como artista.

Gibson no está en la situación de Bruce Willis que hace mucho tiempo sigue estancado en el cine clase B.

Hace un par de años fue nominado al Oscar como Mejor director por Hacksaw Ridge, por eso no se entiende que se vinculara con este proyecto que tiene un guión deplorable.

Probablemente le hizo un favor a alguien de Lionsgate o tuvo algún problema económico, ya que de otro modo su presencia en esta película no tiene explicación.

Esta producción presentaba un concepto interesante al intentar combinar el género de acción con el cine castástrofe, una idea que el director no consigue ejecutar con solidez.

La trama se ambienta en Puerto Rico durante la crisis humanitaria que genera la aparición de un huracán y Emile Hirsch encarna a un policía al que le ordenan evacuar a todos los vecinos de un edificio.

Un personaje que ya de entrada incluye el cliché del oficial torturado con un pasado trágico.

Uno de los vecinos es Gibson, quien compone a un ex policía enfermo que se niega abandonar su vivienda y recibir atención medica.

Mientras los oficiales intentan trasladarlo a un hospital junto a su hija doctora, interpretada por Kate Bosworth, unos criminales entran al edificio para robar la caja fuerte de una casa.

El objetivo de los villanos, que no voy a quemar en esta reseña y se revela en el tercer acto, es de una estupidez épica y como muchas situaciones de esta producción carece por completo de sentido.

En un momento Mel aparece de la nada a los tiros y le pone un poco de entusiasmo a la trama e inclusive consigue hacer llevaderas las pobres secuencias de acción.

Una vez que abandona el film y el protagonismo recae en Hirsch la película se hunde por completo y el director no logra remontar el espectáculo.

En parte porque los personajes no son interesantes y la única figura que brindaba el espectáculo ya no es parte del argumento.

Force of nature fue aniquilada en twitter por los hispters de la crítica norteamericana, con un notable Chernobyl neuronal crónico, por el hecho que el film está protagonizado por Gibson quien hizo declaciones anti semitas y misóginas en el 2010 y Emile Hirsch, quien tuvo una causa de violencia de género en el 2015.

El tema es que esos hechos son cuestiones de la vida personal de los artistas que no tienen nada que ver con el contenido de la película en cuestión.

La producción es mala porque contó con un guión mediocre y un director que no supo explotar mejor la premisa de la historia y la presencia de las figuras reunidas.

Lo que Gibson y Hirsch hagan o piensen en su vidas privadas no debería ser un argumento para reseñar una película.

En última instancia si te caen mal no veas sus trabajos y listo pero el film debe ser reseñado por su contenido.

En resumen, si esperaban ver una propuesta de acción con Gibson esta la pueden dejar pasar, ya que tiene un rol muy limitado y cuando él no está en pantalla la trama decae por completo.

 

Publicidad

7 comentarios

  1. Ya el poster promocional es un engaño declarado, mel.gibson solo con las palmeras y el primer nombre es el de emile.. WTF!! y Mel en tercer lugar!!!
    Esta pelicula podría considerarse una estafa?

  2. Hola Hugo…¿qué hay de cierto en que Gibson dirigiría la nueva versión de THE WILD BUNCH? ¿Sabés algo? Por ahí está juntando fondos…
    Saludos!

  3. La vi hace 2 semanss y sí, malerga… No entiendo cómo mel aceptó tal papel. Hasta lo hizo medio sin ganas se nota. Y cualquiera eso del bicho dentro de la habitación q no tuvo nada q ver, descolgadisimo

  4. Hola Fede, sí es uno de sus próximos proyectos. Podría ser una buena teoria que esté juntando plata con este tipo de películas.
    De otro modo no se explica su presencia en esta película.
    Saludos.

  5. Le tenia fe. Lo que si es seguro es que los que salen perdiendo son los que la van a ver, lastima que (aunque sea laboral) te tenes que comer estos bodrios Hugo, sos EL heroe del celuloide, sabelo.

    Saludos

  6. Hola Hugo,
    la vi ayer, tremendo bodriazo, ya en los primeros minutos al ver el personaje de Hirsch se podia sentir la pobre dirección del film, sin contar los 35 mil cliches, como los maleantes profesionales disparando como Stormtroopers…
    Al menos las de Bruce a veces son entretenidas. un saludo.

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.