Liga de la Justicia: La era Bwa-Ha-Ha

Publicidad

El Bicho Azul tras conocer los resultados en la categoría Mejor Película del Oscar.

No vi el Oscar porque me aburre muchísimo pero me da gracia como una película de medio pelo, completamente olvidable, que ya se filmó centenares de veces con exponentes superiores y no arriesga absolutamente en nada, hoy es considerado ejemplo del cine de excelencia.

En fin, lo mismo de siempre.

De todos modos este no es un post para analizar la decadente sociedad de la corrección política, sino algo mucho más divertido e interesante que despierta muy buenos recuerdos.

Para muchos de nosotros que amamos el arte del historieta, la Era Bwa-Ha-Ha de la Liga de la Justicia creo que ocupa un lugar especial en el corazón comiquero.

Fue un período mágico, especial e irrepetible que a la gente de mi generación nos retrae a ese momento de la vida donde la relación con los cómics se volvió más seria e intensa.

En mi caso fue el período donde empecé a coleccionar y a estudiar en detalle las diversas ramas de este arte.

A comienzos de los años ´90 con las publicaciones de la editorial Perfil nació una nueva generación de comiqueros que tuvo la bendición de disfrutar obras enormes.

Teníamos la Wonder Woman de George Pérez, el Superman de John Byrne, el Batman de Frank Miller, Sandman de Neil Gaiman, el Spawn de Todd McFarlane y también estaba la Liga de la Justicia de Keith Giffen, J.M.DeMatteis y Kevin Maguire.

Como mencioné en las notas sobre la historia de Wonder Woman (que pronto regresará con su tercer volumen) la editorial DC relanzó todas sus colecciones tras la miniserie épica Crisis en las Tierras Infinitas.

Muchos personajes fueron reinventados con un enfoque más modernos que permitía disfrutarlos desde una perspectiva fresca y diferente.

Una de las propuestas que atravesó un cambio radical fue la Liga de la Justicia.

Desde 1960 era la publicación que reunía a todos los personaje importantes del universo DC y enfretaban con mucha seriedad a diversos villanos y amenazas para destruir el mundo.

En 1987 los superhéroes más relevantes de la editorial estaban a cargo de autores importantes.

DC delegó la revista de la Liga en tres artistas que contaban con cierta experiencia en la industria pero no eran famosos y muchos menos populares.

Giffen y DeMatteis junto con el ilustrador Kevin Maguire se encontraron entonces frente a un enorme problema y desafío.

Tenían que reemplazar a una leyenda de este arte como Gerry Conway en uno de los cómics históricos de la editorial y no tenían disponibles a los héroes históricos.

Superman recién había aparecido en la ficción y no estaba listo para trabajar en equipo mientras que Wonder Woman atravesaba la misma situación y Pérez se negaba a soltarla para que otros artistas distorsionaran su visión.

Flash en la nueva encarnación de Wally West tenía su propia colección y no estaba disponible, la editorial todavía no sabía que hacer con Aquaman y tampoco querían que los artistas usaran a Hal Jordan, el clásico Green Lantern.

En su lugar tenían disponible a un tal Guy Gardner, que un linterna verde nuevo que había aparecido en ese momento.

De los personajes históricos Giffen y DeMatteis tenían disponibles al Detective Marciano y Canario Negro, que no les importaba a nadie y podían usarlos sin problemas.

El editor Denny O´Neil que sentía lástima por los autores entonces les permitió usar a Batman para que tuvieran otro personaje que los lectores pudieran reconocer con facilidad.

Los autores de este cómic demostraron entonces que en el mundo artístico de las peores crisis pueden surgir ideas innovadoras y creativas.

Giffen y DeMatteis se pusieron a cocinar con los pocos ingredientes que tenían a mano y para sorpresa de todo el mundo el plato final fue sofisticado y excepcional.

Los autores decidieron arriesgarse y hacer algo que nadie había hecho con la Liga de la Justicia y el universo DC.

Un cómic humorístico.

La ausencia de los grandes héroes iba a ser el motor de los argumentos, donde los tres veteranos históricos, Batman, el Detective Marciano y Canario Negro, tendrían que lidiar y guiar a un grupo de individuos que no los conocía nadie o tenían un perfil muy bajo.

El atractivo del cómic no pasaría por la épica de accíon, sino por la comedia de enredos donde el choque de personalidades generaría un combo muy atractivo.

De esa manera nos encontramos con un Green Lantern machista y sexista como Guy Gardner, que evocaba a los papeles que interpretaban Chuck Norris, Stallone, Clint Eastwood y Schwarzenegger en el cine y chocaba con el feminismo militante de Canario Negro.

Gardner era un Bully al que nadie tomaba en serio y pretendía ser el líder del grupo.

Luego estaba Mr.Miracle junto con su asistente enano Oberon, quien se unía al grupo por una necesidad económica y la plataforma mediática que le daba la Liga.

Shazam, que por entonces mantenía el nombre de Capitán Marvel, era un forzudo poderoso con la mentalidad de un chico inocente de 13 años y después se sumaban personajes que no eran populares.

Dos ejemplos eran el Bicho Azul (Blue Beetle), un viejo personaje de los años ´60 de la editorial Charlton que DC había comprado y la Doctora Luz, una heroína asiática nueva que había debutado la serie Crisis en las Tierras Infinitas.

El Doctor Fate aparecía en el primer número y para desconcierto de todos los héroes abandonaba el grupo luego de cinco minutos para ocuparse de asuntos personales.

La primera situación humorística que cimentaba el tono que tendría el cómic y el destino del grupo.

Lo interesante de Giffen y DeMatteis es que a diferencia del humor idiota de Taika Waititi, implementado en Thor: Ragnarok, su estilo no distorsionaba a los personajes sino que generaba humor a través de sus diferencias.

Batman era el mismo de siempre pero cuando tomaba contacto con un Bicho Azul que vivía en un estado permanente de viaje de egresados o un Guy Gardner soberbio que no lo podía pasar por arriba esto abría la puerta a situaciones desopilantes.

Con el trascurso de los números se sumaron más personajes intensificaron el humor de la revista.

El millonario Maxwell Lord pasó ser el manager comercial del grupo, Booster Gold, un superhéroe del futuro bastante incompetente y codicioso pasó a formar una dupla memorable con el Bicho Azul y Misil Rojo, un superhéroe ruso que había cedido Mijaíl Gorvachov a la Liga y le daba un perfil internacional al grupo.

De ese modo el choque de personalidades y los diálogos entre ellos pasó a tener más relevancia que las amenazas que enfrentaban.

Los esfuerzos del Detective Marciano por mantener unido al grupo y la poca paciencia de Batman para liderar una Liga que carecía de la jerarquía del pasado brindaban situaciones desopilantes.

A medida que los lectores se engancharon con este nuevo perfil humorístico , impensado en el mundo serio de DC, Giffen y DeMatteis aumentaron el contenido bizarro y el cómic se volvió completamente adictivo.

La Liga pasó a convertirse en una especie de sitcom de superhéroes que parodiaba el género sin convertir a la revista en una estupidez.

En esto jugaba un papel fundamental el dominio de la ironía y el doble sentido que manejaban los autores.

Como ocurría con la Wonder Woman de Pérez donde en ocasiones la protagonista no intervenía en ninguna secuencia de acción pero la trama era atrapante por el drama o la temática que trataba, en la Liga había números que a veces estaban centrados exclusivamente en la comedia.

Podemos citar algunos casos como el número 8 que giraba en torno a la mudanza de la Liga en un nuevo cuartel.

Cómo olvidar la presentación de la Liga de la Injusticia, un agrupación de villanos ineptos en el número 23 o aquella ocasión en la que el Bicho y Booster Gold intentaron abrir un casino en el Pacífico con resultados catastróficos.

Durante el curso de la serie aparecieron también personajes memorables como Manga Khan, un alienígena con un ego desmesurado que además de conquistar el planeta Tierra quería tener una buena risa de villano, L Ron, su insoportable asistente androide y G´nort, el Linterna Verde más inútil de la historia, al que todos los héroes detestaban.

Por cierto, banco a muerte a G´Nort que tuvo algunos momentos memorables.

El éxito del cómic, cuyó primer número debutó en mayo de 1987, generó que dos años después los autores publicaran Liga de la Justicia Europa.

Un complemento fabuloso que trabajaba con el mismo perfil la sede la Liga en Francia.

Ese equipo estaba liderado por el Capitán Atom y tenía entre sus integrantes a Wally West (Flash), el Hombre Elástico y su esposa Sue Dibny, Power Girl, Misil Rojo, que ahora podía estar más cerca de su familia, Metamorpho, Animal Man y Wonder Woman.

La participación de Diana fue muy breve porque Giffen y DeMatteis no lograron hacerla encajar con el perfil del cómic. En ese momento las historias de la amazona lidiaban con drama pesados como el suicidio adolescente y la Liga era un delirio absoluto que era incompatible con ella.

Esta colección brindó la historieta más desopilante que leí en mi vida.

Fue el único ejemplar de un cómic que me hizo llorar literalmente de la risa.

No les exagero, terminé con lágrimas de las carcajadas, algo que jamás me volvió a ocurrir.

Es muy difícil llorar de la risa leyendo un texto y Giffen y DeMatteis lo consiguieron en mi caso con el histórico e inolvidable número seis de la Liga Europea.

La trama es una obra maestra de la comedia que supera a cualquier basura que hoy se estrena en el cine y la televisión.

Los miembros de la Liga se anotan en un curso de francés para mejorar su imagen con la gente de París y durante la clase se revela que entre los alumnos se encuentran infiltrados los miembros de la Liga de la Injusticia.

Cuando los villanos, camuflados en sus identidades secretas se encuentran rodeados de los miembros de la Liga, intentan crear un plan para escaparse de la clase, que incluye pasarse papelitos con mensajes entre ellos, y por supuesto todo termina mal.

Nunca me voy a olvidar lo que reí leyendo este cómic, cuyos diálogos y situaciones de enredo se quedaron en mi cabeza durante días.

Encima el cómic en Argentina salió en una época donde éramos muy pocos los que leíamos historietas.

Hoy es visto como algo “cool” y todo el mundo usa remeras de supehéroes pero en los ´90 eran actividades de outsiders.

Para que se den una idea en mi escuela que tenía centenares de alumnos en el secundario, en el turno mañana éramos apenas dos los que leíamos historietas más un preceptor fanático del Punisher.

El único individuo que podía entender de que demonios hablábamos cuando nos referíamos a la obsesión de Manga Khan con el Bwa-Ha-Ha.

Por eso también está bueno hoy conectarse con toda esa gente, que en una época sin internet, disfrutaba lo mismo que uno desde la sombras.

La Liga de Giffen y DeMatteis se mantuvo vigente hasta la primera mitad de los años ´90 (la mejor etapa de esa década en este género) y luego de a poco volvió a retomar su espíritu original.

Algo que se consolidó con la llegada del autor Grant Morrison y el regreso de los miembros históricos al grupo.

Otra etapa maravillosa pero con una propuesta muy diferente.

Giffen y DeMatteis retomaron el perfil humorístico de la Liga con dos miniseries en el 2003 y el 2005, antes que el Universo DC se volviera completamente depresivo.

Sí, soy de lo que odian el dramatismo realista de series como Identity Crisis, con mujeres violadas y asesinatos perturbadores.

Toda esa basura no es la razón por la que me atrae el género, al margen que ya lo hizo Alan Moore con más originalidad en Watchmen.

Algo que hoy DC se empecina a continuar en la actual miniserie Heroes in Crisis que es la misma mierda que Identity Crisis con un argumento diferente.

La Liga de Giffen y DeMatteis recordó que no siempre es necesario tomar este género tan en serio y a veces se puede explorar a estos personajes desde diferentes perspectivas sin la necesidad de distorsionar su esencia.

Esta tremenda dupla de autores luego aplicó la misma fórmula en una etapa inolvidable de Los Defensores de Marvel y más recientemente en Scooby Doo, una de las grandes revelaciones de DC en estos últimos años.

Aunque esos temas son temas para otra notas.

Esta formación de la Liga hoy representa uno de los grandes clásicos de los años ´80 que podés leer en la actualidad y no perdió vigencia.

No tag for this post.

Publicidad

30 Comentarios

  1. Me encantó la nota.
    La pedí y la esperaba mucho.

    Me pasó lo mismo que a vos, me reí y llore a carcajadas

    Tenía cosas fabulosas, Wally West que era un pesado con las minas, los duelos que tenía con Elongated Man acerca de Barry Allen.

    Fuego y Hielo, rompieron todo cuando entraron

    Y también sagas muy buenas, todo el tema con la Reina Abeja en Bialya, q género el memorable número de Kent Nelson entrando a la mente del bicho.

    El Secuestro de Scott Free y que lo haya reemplazado un robot

    El conflicto con los guardianes globales de la liga europea (relacionado también con la Reina Abeja)
    Toda la saga rupturas, que perfil no llego a publicar.

    Aún hoy, a Punto de cumplir 40, tengo está colección completa, regale y vendí varias cosas, pero JAMAS me deshare de mí colección de la liga de perfil

  2. Ufff
    Cuando Bat Man noqueó a guy de una piña, bwahahahaha
    Y después guy se asustó por un ratón, se golpeó la cabeza y tuvo el cambio de personalidad, y justo cae LOBO!!!!

    Me acuerdo y me río
    Gracias x el recuerdo

  3. Muy buena nota Hugo. No soy asiduo lector de comics, aunque arranqué leyendo las Pato aventuras cuando tenía 4 años. Me acuerdo cuando leí “Doomsday” que no tenía idea de quiénes eran los héroes con los que se enfrentó primero la bestia (hasta que llegó Superman) ya que mi concepto de la liga era el de los dibujos animados de aquel entonces. Así que muchas gracias por “desasnarme” jejeje. Saludos!

  4. Nunca fui un amante de la comedia y en su momento no le di bola a esta colección. Pero hoy día me despierta curiosidad voy a ver si consigo algo. Espero encontrar algo como los gloriosos tacos recopilatorios Zinco españoles.

  5. Tengo pendiente esta etapa de la Liga, de la cual solo he leído un par de historias. Me vas a querer pero de hecho decidí empezar por echarle un vistazo los comics posteriores a Keith Giffen, J.M.DeMatteis y Kevin Maguire y antes de la JLA de Morrison, solo para saber si fue un periodo tan malo como dicen.
    El primer reemplazo fue Dan Jurgens donde Superman paso a ser líder y Máxima, como la acosadora que es, también se unió al equipo. El equipo perdió el humor que tenia, pero no vi a ninguno a los personajes actuar fuera de lugar. Aunque tuvo sus problemas como toda esa trama con Bloodwynd y esa estúpida armadura que usaba Booster Gold después de que Doomsday le rompiera su traje (y eso que Dan Jurgens lo creó). Luego relanzó la Liga de la Justicia de America con Mujer Maravilla a cargo y otro personajes populares de ese entonces, como The Ray. No eran malas historias (para lo que fue los 90′) pero ya no era lo mismo.
    Es cuando Dan Jurgens deja la Liga cuando empiezan los problemas. Se nota que DC trato de imitar el exito de los X-men y los comics de Image. El dibujo decayó bastante y las historias se volvieron intrascendentes. Los villanos a que se enfrentaban eran genericos o lucían mas como amenazas que un superheroe podría enfrentar en su propia serie, o un equipo entero. Lo único rescatable fue una escena donde Artemis se presenta a la Liga como la nueva Mujer Maravilla y exige el liderazgo del grupo, y todos le dan cero bola, mas interesados en resolver un crucigrama que en escucharla.

  6. Qué hermosa época dios,recuerdo que me iba hasta las oficinas de perfil a comprar los cómics q me atrasaba y no conseguía (aún sigo esperando que publiquen Hora Cero,como reinicio de todo y la publicación de nuevos comics)
    Los cómics son como las series de TV,
    (cualquiera jetonea que se maratonea una serie, bajarse Fringe o Battlestar galáctica del Emule o el Ares en buena calidad era una osadia)
    La liga de esas épocas era lo mejor q leía y si..también me cagaba de la risa solo de lo que se desarrollaba.
    Ver lo que hizo Didio con esos personajes (Max Lord asesino y muerto,Sue Dibny y Elongated Man amasijados,Kilo muerto por Jordan etc etc) pareciera q ese hombre odiara esa época.
    En fin..sigo esperando que publiquen Hora Cero y los Outsiders!!

  7. Lo peor es que el efecto Didio sigue en la actualidad y ya arruinó todo lo positivo que tenía Rebirth. Lo que hicieron con los Titanes, con Roy y Wally muertos, es una aberración.

  8. Yo esperaría a que Heroes on Crisis termine antes de sacar conclusiones, que eso matar personajes como Kyle Rayner o Hiedra Venenosa en el primer numero huele a mas a una trolleada. Eso sí, hay algo que es seguro: Tom King no sabe como escribir a Booster Gold.

  9. Seguramente las muertes deben ser humo, al menos la de Wally, porque de otro modo su regreso en Rebirth no tiene ningún sentido. El punto es que es casi un clon de Identity Crisis con esa onda depresiva que ya se trabajó el pasado. Coincido con lo de King.

  10. Yo ya no se en que andan los comics de DC ahora, la verdad que cuando en infinity countdown matan a Ted Kord, y Maxwell Lord es el culpable odié a Didio con el alma, más cuando desaparece de la existencia Wally y ni siquiera explican que había pasado… Y Didio estaba atrás de todo eso…

  11. Gran epoca. Intentaron volver a repetirla pero nunca se pudo, ni connlos mismos autores, ni con los mismos personajes. Eso es la definicion de magia pura o no?
    Parq siempre en mi corazon y en el de muchos volver del cole apurado con la revista y reirme solo como nunca jamas en toda mi vida volvi a hacerlo con un comic.
    Solo se lo puede explicar como algo unico e inolvidable para los que lo vivimos.

  12. Hugo, leíste Justice League 3000 de Giffen?

    En el año 3000, clones de Superman, Batman, ww, linterna, Firestone, en distintos planetas, con la misma onda, mucho choque de personalidades.

    Después aparecían fuego, hielo, bicho, astro, que por distintas razones los originales estaban vivos en el año 3000

    Un delirio hermoso con final abrupto

  13. Creo que no tuvo final
    En un momento quedaron solo las mujeres, ahí paso a ser JL3001
    Y eso no terminó, quedó inconcluso (creo)

  14. Lo mejor que fue un intento de DC, de hacer una publicacion para personajes que estaban por perder los derechos. Y creo q al no tener ninguna presion, se onbtuvo una de las mejores etapas de la Liga, lastima todo lo que vino despues, en los 2000 con Didio.
    No se si no sabe escribir a Booster, pero lo q estoy seguro es q Tom King no sabe escribir Villanos, su Run con Batman esta siendo muy bueno, pero cuando quiere caracterizar a los villanos no le sale ni la mitad de bien que los heroes,la guerra de Riddler vs Joker fue pesima, pero los dos numeros con Superman y Lois fue de lo mejor de Dc en los ultimos años.

  15. Interesante reseña, incluso interesantes los temas laterales.
    De esta etapa, recuerdo haber visto tapas, como las que Boster Gold y Blue Bleete cargan algo pesado, mientras Black Canary no se decide. Pero sólo leí el primer número de esa etapa, compilado en la colección Nueva biblioteca historieta Clarín.
    La única objeción es el diseño del traje de Black Canary, que no me parece el mejor que ha tenido. Pero el humor es efectivo. Incluso el mal humor de Batman causa efectos humoristicos. Y lo de Blue Beetle diciendo que no está mal un poco de “bichomanía”, es logrado.

    Coincido bastante en que a veces lo trágico lleva a niveles exagerados, aunque lo de Sue Dibny desató conflictos que pueden estar en una buena historia. Como Zatanna borrando la memoria al Dr. Light villano. Pero parece que hay historietistas que no conocen a los personajes que tienen que tratar. Lo de Héroes en crisis no me convence, aparte de mostrar demasiado poderosa a Harley Quinn, un interesante personaje que corre el riesgo de ser demasiado explotado. Y lo de incorporar a Watchmen a la continuidad, corre el riesgo de terminar en cualquier cosa, como mostrar demasiado ineficientes a los superhéroes.

    Saludos.

  16. Hola, Hugo. ¿Cómo estás? Aprovecho que citaste “Watchmen” y te hago una consulta personal a vos que sabés bastante de cómics: Sin querer restarle ningún mérito a “Watchmen”, pero a veces tengo la impresión personal (repito, es algo personal), de que “Watchmen” está demasiado inflada. Es decir, yo la leí, pero no me dio la impresión de que es la historieta cumbre de todas las historietas ante la cual no hay nada que la supere, como creo que la pintan. ¿Acaso en cincuenta o sesenta años “X-Men” (por decir un caso) jamás sacó un argumento poderoso que parezca mejor que “Watchmen”? No es mi intención hacerme el iconoclasta, pero a veces por cómo la pintan me da la impresión de que la presentan como que tiene que ser “un dios sin ateos”. Como te dije, no es mi intención restarle méritos, pero te quise consultar sobre el tema no sólo porque sabés sino porque también buscás ser ecuánime. Bueno, Hugo. Muchas gracias, te mando saludos y disculpá la extensión.

  17. Alan Moore, el creador de la historia, opina exactamente igual que vos Eugenio. Él siempre consideró que se exageró de un modo extremo su valoración y llegó a desmerecerla dentro de su propia obra.
    Después cambió de opinión y dijo que no era tan terrible y entendía por qué se la recibía de ese modo.

    Yo creo que Watchmen deber ser analizada dentro del contexto que en surgió. Cuando apareció por primera vez en los ´80 fue muy novedosa por el tratamiento que le daba al género y no, no había otra historia de ese tipo en el pasado.
    Lo que pasó es que después la copiaron tanto que la propia obra original fue perdiendo algo de fuerza y hoy puede parecernos que no es tan genial.
    Yo lo considero entre las grande obras del género de superhéroes y aunque no le guste a Moore hoy sigue siendo un clásico indiscutido, lo que no significa que le guste a todo el mundo de la misma manera. Saludos!

  18. La verdad impecable nota,no se si alguno le pasará lo mismo,pero cuando vengo agobiado de problemas, recordar esta etapa de mi vida(la infancia) me libera por un rato y donde lo único que importa era conseguir guita para mas y mas comics.gracias Hugo!

  19. ah genial, justo iba a preguntar el porque liga internacional, europea, américa….o sea, son las distintas sucursales digamos…la voy a buscar a ver que onda!

    por cierto, para vos y para quien lea y le interese; hoy encontré esta página para ver online series animadas de ayer y hoy (archie, la pantera rosa, centuriones, spiderman and friends, hanna barbera, animes y un largo etc) desconozco el estado de c/u pero lo poco que pispee al azar andaban bien

    https://serieslan.com/

  20. Espectacular Diegue! Te pasaste. Es tremenda esa página y no la conocía. Tiene clásicos del animé de los años ´70 y 80 que son complicados de conseguir y hay mucho material con el doblaje latino, Los videos que estuve explorando funcionan a la perfección. Muchas gracias por compartirlo!

  21. Es verdad en algún momento la mencionaste, muchos años de blog ya me olvido de algunas cosas que has escrito.

    Bueno entonces te recomiendo Estas arrestado!, del mismo creador que Oh My Goddess

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.