Problem Child: La película maldita de Universal

El máximo bastardo del cine infantil que hasta la fecha sigue siendo la oveja negra del estudio Universal.

Hace unos días volví a ver después de mucho tiempo Problem Child, conocida en castellano como Adorable criatura y Mi pobre diablillo, que quedó en el recuerdo como una de las producciones más infames del género infantil.

A tal punto que en el estudio la consideran una mancha negra en la historia de la productora y por ese motivo se negaron a realizar una remake hace unos años.

El pelirrojo Junior en su momento hizo que Kevin de Mi pobre angelito y Daniel el terrible fueran monaguillos comparados con las cosas que hacía este sociópata que tenía las condiciones necesarias para convertirse en un futuro asesino serial.

Junior era un auténtico hijo de puta que lastimaba animales y personas y lo disfrutaba sin arrepentirse de sus actos.

No existe en la historia del cine una comedia infantil más zarpada que esta que hoy sería imposible de concebir en la sociedad de la actualidad.

Si ya en 1990 generó un escándalo, en el 2018 donde la cultura está contaminada por el exceso de corrección política, la idea de pensar una propuesta de este tipo no tendría ninguna oportunidad.

Para quienes no la recuerdan, la trama se centraba en un chico huérfano que tenía muy mala conducta y era adoptado por un matrimonio, cuya vida se transformaba en un infierno por las travesuras del pequeño demonio.

En este punto es importante aclarar la diferencia de conceptos entre las travesuras y las maldades dañinas.

Para reiterar el ejemplo, una cosa eran las acciones sin malicia que hacía Daniel el terrible, donde volvía loco al señor Wilson con los enredos que ocasionaba.

Sin justificarlo, su comportamiento no era tan distinto al de la mayoría de los niños de su edad y en la película de Nick Castle con Walter Matthau (de 1993) inclusive se gestaba un vínculo muy tierno entre el protagonista y su sufrido vecino .

Problem child es un caso muy diferente.

Junior no sólo desafiaba permanentemente a las figuras de autoridad adultas sino que disfrutaba haciendo maldades.

Torturaba un gato, prendía fuego su habitación y en su primer encuentro con su abuelo adoptivo, el hombre terminaba herido en un hospital.

En otro momento, en la escuela del orfanato los chicos tenían la tarea escribirle una carta a personalidades famosas de la sociedad, ya sea el deporte o el mundo del espectáculo.

Junior le escribía a un asesino serial, interpretado por Michael Richards (Kramer de Seinfeld), a quien no sólo le expresaba su admiración sino el anhelo de seguir sus pasos cuando fuera grande.

Un detalle llamativo de esta película es que el personaje no tiene ningún tipo de redención. El chico nunca se arrepentía de los daño que causaba y manipulaba a su débil padre adoptivo (John Ritter) a su antojo.

Su madrastra es otro personaje de este film que en su momento generó bastante controversia.

Florence Healy era una mujer que no podía tener hijos y estaba obsesionada con la idea de tener un estatus importante en la clase alta. La relación con su marido, el hijo de un empresario millonario, era miserable y aburrida.

En un momento del film se rebela que ella esconde fotos de tipos musculosos para masturbarse y durante toda la trama trata con desprecio a Junior.

En la escena más polémica de esta película, Florence tiene sexo con el asesino serial que encarna Michael Richards en la cocina de su casa, mientras su marido y su hijo se encuentran en el living.

Al margen de la situación de adulterio, la mujer contempla la idea de escaparse con el criminal y matar al niño para desprenderse de él de una vez por todas.

Sí y esto lo vimos de chicos en una propuesta familiar.

Lo loco de este tema es que todos estas cosas que llaman la atención del film y son muy graciosas por el modo en que el director Dennis Dugan narra las escenas, sin embargo al pensar la historia después te das cuenta que es un horror las situaciones que se retratan.

Un ejemplo contundente es la escena del partido de béisbol donde el pequeño psicópata agredía al resto de los jugadores con el bate.

Problem Child fue una comedia que se concibió como una parodia ácida de los grandes niños malvados del cine hollywoodense, como Demian en La profecía y la infame Rhoda Penmark en The Bad Seed.

En este caso el director Dugan, quien luego realizaría todas las películas populares de Adam Sandler a fines de los ´90, presentaba una exageración de esos personajes encarnados en el rol de Junior.

La premisa de este film estuvo basada en un hecho real, sobre un matrimonio que demandó en Estados Unidos a una agencia de adopciones, por encubrir el hecho que el niño que les confiaron tenía problemas mentales.

En Problem Child se daba una situación parecida cuando el director del orfanato le mentía al matrimonio Healy sobre las conductas violentas de Junior para sacárselo de encima.

La película de Dugan estuvo plagada de inconvenientes desde sus orígenes.

La funciones de testeo fueron un desastre y obtuvieron las peores calificaciones del público en la historia del estudio Universal. De hecho, mucha gente ni siquiera terminaba de ver la historia completa porque se iban en la mitad de la función.

Luego se generaron protestas de organizaciones dedicadas al cuidado de los animales por la imagen que se representaba en el póster.

El afiche daba a entender que Junior había puesto al gato en el lavarropas para torturarlo.

Los cines eventualmente tuvieron que quitar estos pósters de las salas y las protestas luego continuaron por la escena en la que el protagonista lastimaba al gato de su familia con malicia.

Los afiches se cambiaron por una nueva promoción.

Universal luego tuvo que lidiar con la furia de los medios de comunicación y los institutos dedicados a la adopción de niños, ya que la película expresaba un mensaje muy negativo para los chicos que vivían en orfanatos.

Encima la película se estrenó en el verano norteamericano de 1990, cuando había una gran sensibilidad por este tema debido al documental de HBO, Child of Rage, sobre el caso real de una niña adoptada que había sido abusada y manifestaba un comportamiento extremadamente violento.

Dentro de ese contexto apareció esta comedia que se enfocaba en el humor negro y presentaba numerosas situaciones inapropiadas.

Contra todos los pronósticos, Problem Child, que no se mostró a la prensa para que no fuera aniquilada de antemano en los diarios, resultó un inesperado suceso taquillero y se convirtió en la producción más rentable del estudio en 1990.

Esto generó que año siguiente se estrenará la continuación que no tuvo la misma repercusión y era más zarpada todavía.

Pese a todo, consiguió una buena perfomance en la taquilla y el personaje de Junior reapareció en una tercera entrega más liviana que se hizo para la televisión, con otro actor actor en el rol principal.

No deja de ser curioso que los directivos de Universal que inicialmente se espantaron con el film luego no tuvieron reparos en explotar al personaje en una serie animada que tenía un enfoque más familiar.

Es justo destacar la labor de Michael Oliver en el papel de Junior que estaba muy bien en la película y era gracioso pese a las cosas terribles que hacía.

Luego de la segunda entrega de esta producción abandonó la actuación y hoy a los 36 años lleva una vida pacífica como analista de sistemas.

A modo de Dato Loco debo mencionar que hasta la fecha Problem Child suele tener 12 minutos editados en las emisiones para la televisión norteamericana por la la naturaleza violenta del personaje que se considera inapropiada para el público infantil.

De todos modos confieso que sigue siendo graciosa. La presentación del personaje con el tema de George Thorogood, Bad to the Bone es mortal.

El avance de este clásico de los años ´90.

 

10 Comentarios

  1. Esta pelicula de chico (7 u 8 años tendria) me encantaba. Recuerdo que la pasaban mucho en el cine ATP de Canal 13, mas o menos durante la misma epoca de Mi Pobre Angelito.
    Una vez quise verlas con mis viejos, les dije que era “parecida a mi pobre angelito”.
    Nunca mas me la dejaron ver jajajaj

  2. La película es buenísima, incluso la he visto de chico con mi viejo y nos cagamos de risa juntos jaja, y el personaje del abuelo del pibe es lo más!
    Si alguien se espanta con esto debiera replantearse como fue criado o como está criando a sus hijos, déjense de joder!

  3. Soy uno de los que nunca la termino de ver. Con esta pelicula me paso lo mismo que con “The cable guy”, ambos actores hacen tan bien su papel que son total y absolutamente detestables al punto de no poder soportarlos. Uno a los pocos minutos de cada cinta desea que sean torturados de la peor de las maneras posibles y sin embargo los unicos que ejecutan algun tipo de tortura son ellos y siempre se salen con la suya!! La pasion de Cristo en comparacion me parecio entretenida y bastante mas tolerable (aunque las monjas con las que comparti sala deben haber pensado lo mismo de ella que yo con esta).

  4. Hugo genio…esta sola frase garpa toda la genial reseña “Sí y esto lo vimos de chicos en una propuesta familiar.” Me parece que estamos criando una generación de dóciles que no van a poder enfrentar ciertas situaciones. Yo recuerdo haberla visto en VHS, teniendo unos 11 años, pero jamas se me hubiera pasado por la cabeza hacer las maldades que hace junior. Hoy no se porque las madres se horrorizan con ciertas cosas.

  5. Muy buena nota. En mi caso que vi las dos peliculas, al pibe le llegué a tener odio. No genera la misma simpatía que tenes por kevin en home alone, este era malo a veces con gente q no lo merecía y eso sí a muchos le incomoda. Generalmente la mayoría gusta de ver finales felices y justicia en lss pelis, quizá tb por eso no cayó muy birn esta historks

  6. Cómo dato loco es la película que está viendo el personaje de Robert de Niro en cabo de miedo, en la famosa escena del cine.

  7. Yo la vi en su momento en vhs apenas salio y me mate de la risa.
    Al igual que la version de imagen real de Daniel el terrible.
    Y aun sigo sin entender la mania de ahora con ESO de la correcion politica de Hollywood….y ojo, no solo es los medio de comunicacion, sino que tambien la sociedad en su mayoria.

  8. Cuando la veia de chico me cagada de risa con las maldades que hacia! No se si ahora me pasaria lo mismo, a ¨Danny the menace¨ la volvi a ver hace poco y hasta tambien le encontre algunas cosas que se podian objetar; pero bueno eran otros tiempos y no sorprende que ahora ni la pasen a ¨problem child¨
    una de las ultimas pelis que aparecio Oliver fue en la primera de agente Cody Banks que lo queria verduguear a Frankie Muniz, aunque no aparecio en los creditos. Saludos!

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*