Phantasm: La obra de culto de Don Coscarelli

Jason, Freddy, Michael Myers, Leatherface, Chucky, Pinhead (Hellraiser) y The Tall Man.

Esa es para mi la generación dorada del cine de terror moderno post Dark Universe del estudio Universal.

Dentro de esa galería de personajes icónicos The Tall Man tal vez es menos popular, ya que sus historias se desarrollaron dentro del cine de culto clase B.

Es decir, la mayoría de la gente que no es fan del terror puede identificar con facilidad a los otros personajes mencionados pero el protagonista de Phantasm nunca llegó a tener la misma masividad.

Por esa situaciones locas de la vida no había reseñado hasta ahora esta saga fantástica que representa uno de los grandes clásicos del cine de terror.

A partir de esta nota me encargaré de analizar todas la entregas de esta franquicia, cuyo último capítulo se conoció el año pasado.

Creo que una de las cuestiones principales por la que The Tall Man no llegó a tener la misma popularidad que Freddy (por mencionar un caso) es que la franquicia Phantasm no es para todo el mundo.

En lo personal me parece una obra maestra que marcó una bisagra en el género pero entiendo que haya gente que tal vez no se enganche con esto porque es rara.

Esta propuesta fue creada en el cine independiente por Don Coscarelli, quien estuvo a cargo del guión, producción, edición, fotografía, operación de cámara y dirección.

Para 1979 contaba con dos producciones en su filmografía (Jim the World´s Greatest y Kenny & Company), que habían estado destinadas a un público adolescente.

Sin embargo ambos títulos pasaron sin pena ni gloria por los cines y Coscarelli sintió que debía dedicarse al cine de terror para conseguir un éxito comercial en su carrera.

Lo que nunca pudo imaginar es el impacto que tendría eventualmente su labor en este género.

Con un equipo integrado en su mayoría por técnicos y actores amateurs y un presupuesto limitado de 300 mil dólares, el cineasta concibió esta propuesta que presentaba una interesante fusión de géneros.

Phantasm no era un film convencional y abordaba el terror de un modo muy inusual.

En la trama había un fuerte hincapié en los elementos surrealistas que se combinaban con la ciencia ficción. Por consiguiente, la experiencia visual que ofrecía era muy diferente a las cosas que se hacían en ese momento en el género, donde predominaban las historias de psicópatas asesinos.

El argumento tenía como protagonista a un chico llamado Mike Pearson (A.Mike Baldwin), quien asistía al entierro de un hermano que había sido asesinado en misteriosas circunstancias en un cementerio.

Al finalizar el funeral el joven descubría que un hombre alto que trabajaba en la funeraria tomaba el féretro y lo escondía en un autor para luego desaparecer.

Con la ayuda de su hermano mayor y a un amigo de la familia, Mike investigaba los extraños hechos en el negocio del misterioso funebrero.

Lo que seguía a continuación era un cuento de horror bizarro que jugaba constantemente con la psicología del espectador.

¿Quién era el hombre alto que no tenía nombre? ¿Por qué escondía a los muertos?

No había una respuesta clara para esas incógnitas y la película lograba atraparte por la incertidumbre que generaba el conflicto y el destino de los protagonistas.

Angus Scrimm, quien era el único miembro del reparto que contaba con experiencia en el cine (siempre en roles secundarios), consiguió su gran protagónico en esta producción que lo haría famoso en todo el mundo.

Su interpretación del hombre alto daba miedo y el artista concentraba su trabajo en sus expresiones faciales y los movimientos corporales, ya que tenía muy poco diálogo.

El elemento principal que hizo famosa a esta película y eventualmente la convirtió en un clásico fue el tratamiento que presentó Coscarelli en los elementos surrealistas.

Las escenas de pesadilla del protagonista donde se presentaba el misterioso funebrero eran macabras y muy efectivas.

Phantasm en ese sentido era muy creativa para tratarse de una propuesta que se hizo con mínimos recursos y su impacto fue tremendo cuando llegó a los cines en 1979.

Hoy no es una exageración afirmar que sin las historias del célebre Tall Man la saga Pesadilla de Wes Craven no hubiera sido lo mismo.

El creador de Freddy Krueger construyó la primera entrega de esa serie con una enorme influencia de esta producción que es imposible de ignorar.

Todas las apariciones del villano en los sueños tenían un tratamiento muy similar al que Coscarelli había presentado primero en esta obra.

Uno de los principales motivos del suceso de este film fue que no le brindaba al espectador una historia trillada.

La ambigüedad del conflicto, sumado a ese tinte existencialista que le otorgaba el director al relato, permitía que hubiera diferentes interpretaciones de la película y eso eventualmente la convirtió en una obra de culto.

La paradoja de esta situación es que pese a su repercusión entre los fans del género, el director Coscarelli tardó nueve años en estrenar una continuación.

Otras de sus películas famosas fueron el gran clásico de fantasía The Beastmaster, con Marc Singer, Bubba Ho-Tep (Bruce Campbell) y más recientemente John Dies at the End (2012).

Sin embargo fueron las cinco entregas de la serie Phantasm fueron las que convirtieron al realizador en uno de los grandes maestros del cine de terror.

El año pasado se editó en dvd y Blu-ray a primera entrega de la serie resmaterizada, que contó con la supervisión especial del director J.J.Abrams.

Esa es la mejor versión disponible que existe actualmente del primer film que no tiene desperdicio.

Un auténtico clásico que introdujo por primera vez en el mundo del terror al misterioso Tall Man.

Este es el avance de la edición remasterizada.

7 Comentarios

  1. Buenìsimo Hugo, esperaba esto hace rato, Coscarelli me parece un gran director, creo que muchos de los que filmaron en los ochenta (craven,raimi,etc) le deben algo… inclusive sus ultimas peliculas me parecen geniales, sobre todo John dies, no estaria mal que las reseñes también. terminè de ver la saga justo el mes pasado… a pesar que tiene sus buenos y malos momentos no dejo de destacar que siempre buscó algo distinto y sorprender…

  2. Perdon por el off topic hugo pero ya viste algo de mindhunter? No puedo no mencionarla ya que desde el segundo uno me recordo a zodiaco y a tus cronicas policiales y vaya sorpresa cuando aparece ed kemper y me digo “no escribio hugo sobre el?” y ahi estaba la cronica en tu blog

  3. Esta película me dio pesadillas sin haberla visto. Mis pads fueron al cine a verla cuando yo tenía 8 años, y al dia siguiente nos la contaron a mi hermano y a mi. En mi pesadilla habia un hombre de gran fuerza que levantaba un ataud con una sola mano. BOOOOOOY!

  4. Volviste al terror! Te veia perdido entre los cómics y las aventuras de Avalon jejeje
    Espero tus recomendaciones! Saludos!

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*