Grandes rarezas de Marvel y DC: My Faith In Frankie (2004)

A falta de buenas comedias románticas en el cine el arte del cómic puede resultar una gran opción.

Hoy les voy a recomendar una historieta que contó con muy poca difusión en el momento de su publicación y la editorial DC editó bajo el sello Vértigo.

Seguramente en algún momento de la vida escucharon la siguiente frase:

“Fulano tiene un dios aparte”.

Una expresión que se utiliza generalmente cuando una persona sale ilesa de un accidente o alguna situación riesgosa.

En el caso de Frankie Maxon la frase es una realidad y desde que es niña cuenta con un dios personal que se encarga de cuidarla.

El problema es que con el paso del tiempo Jerivan, la deidad que custodia a la chica se vuelve extremadamente sobreprotector hacia ella.

Esto genera que ningún joven pueda acercarse demasiado a Frankie, ya que cada vez que intentan tener una situación íntima suceden cosas extrañas que espantan a los pretendientes.

La vida de la protagonista se complica cuando reaparece su primer novio y mejor amigo de la infancia.

Un hecho que podría haber sido una buena noticia de no ser porque el chico murió en un accidente cuando tenía cinco años.

Jeriven entonces descubre que detrás del regreso del joven se esconden fuerzas oscuras que buscan poseer a Frankie.

A partir de esa premisa el escritor Mike Carey desarrolla una comedia de enredos con tintes fantásticos, donde explora con mucho humor temáticas como el sexo, la religión y el inicio de la vida adulta.

Carey es más conocido por su labor en el spin-off de Sandman, Lucifer, y sus historias con John Constantine en Hellblazer que eran mucho más serias y dramáticas.

En esta miniserie de cuatro números tuvo la posibilidad de expresar una faceta más humorística con una comedia romántica muy entretenida que contó con las ilustraciones de Sony Liew, responsable de las adaptaciones que editó Marvel con los libros de Oz.

Liew en este caso trabajó con diseños de caricatura, muy influenciado por el manga, que se complementan muy bien con el humor que tiene la historia.

Este proyecto fue producido por Karen Berger, la histórica editora de Sandman que también supervisó los otros trabajos del autor relacionados con esa serie.

 My Faith In Frankie brinda una lectura entretenida dentro de un género que no suele tener demasiada difusión y vale la pena su lectura.

 

2 Comentarios

  1. Que curiosa expresión. En España decimos que “Tiene un ángel de la guarda” que es algo similar. Un saludo Hugo, sigo tu blog desde hace unos meses y realmente haces una labor muy interesante. Te felicito

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*